PROPIEDADES

Adiós a las ayudas para reformas del hogar y de la finca

La solicitud de subvenciones para instalar ascensores finalizó el 15 de octubre En breve se aprobará un plan para renovar las instalaciones eléctricas y otro para ventanas

El tipo general de IVA a pagar por las obras de reforma de vivienda es el 21%.
El tipo general de IVA a pagar por las obras de reforma de vivienda es el 21%.JESUS CÍSCAR

Tiempos de sequía para reformar viviendas y comunidades de fincas con ayudas públicas. De momento, no hay dinero. Muchos de los planes Renove de la Comunidad de Madrid, que hasta 2012 se han financiado con fondos procedentes del Instituto para la Diversificación y el Ahorro de la Energía (IDAE), están cerrados. Hasta el año pasado estaban vigentes hasta una decena de planes (pilar del Plan Energético de la Comunidad de Madrid 2004-2012) que han supuesto casi 700.000 actuaciones.

Pero la mayoría ya no están disponibles. No quedan subvenciones para electrodomésticos, ventanas ni fachadas (para estas se admitieron solicitudes hasta el 15 de octubre. Se han beneficiado 123 edificios, 1.907 viviendas), según la Consejería de Vivienda.

A partir de ahora, los nuevos planes tienen un nuevo enfoque, sin aportación de fondos públicos. El dinero será abonado por fabricantes, instaladores, comerciantes y empresas suministradoras.

El tipo general de IVA para obras de reforma es del 21% pero también se contempla uno reducido

Con este esquema se lanzó el pasado diciembre el Plan Renove de Calderas Individuales y de Salas de Calderas, en colaboración con las asociaciones de instaladores Fegeca y Asefosam, y las empresas distribuidoras Gas Natural Distribución y Madrileña Red de Gas.

Ofrecen ayudas de 200 euros para el cambio de una caldera convencional por otra de condensación. En el caso de salas de calderas, se subvenciona hasta el 15% de la instalación, según la Consejería de Economía y Hacienda.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

La convocatoria para instalar ascensores con subvención en Madrid finalizó el pasado 15 de octubre

Del plan de calderas se beneficiarán unas 20.000 familias, con una inversión inducida de 54 millones de euros.

En esa misma línea verá la luz en breve un plan Renove para la instalación de ventanas de PVC con vidrios de aislamiento térmico reforzado. Se prepara otro de instalaciones eléctricas de enlace para reformar las generales y las comunes de las comunidades.

Uno de los planes estrella de estos años ha sido el de instalación de ascensores en fincas antiguas, cuya última convocatoria finalizó el pasado 15 de octubre. Algunas de las comunidades de vecinos que sí solicitaron esta subvención están desesperadas. El dinero no llega y el retraso en algunas fincas es de dos años. Pero es que, además, "la Comunidad de Madrid aprobó el verano pasado la modificación de la Ley de Presupuestos Generales que, en su artículo 20, redujo las ayudas para la instalación de ascensores del 70% del valor, con un máximo de 50.000 euros, al 25%, con un límite de 15.000 euros", recuerda José Manuel Picó, arquitecto del Estudio de Arquitectura d3. Todas las actuaciones concedidas después de la publicación de esa ley tienen el límite del 25%.

¿Qué hace falta para recurrir al IVA reducido del 10%?

- Que el destinatario sea persona física, no actúe como empresario o profesional y utilice la vivienda a que se refieren las obras para su uso particular. No obstante, también se comprenderán en este número las citadas ejecuciones de obra cuando su destinatario sea una comunidad de propietarios.

- Que la construcción o rehabilitación de la vivienda a que se refieren las obras haya concluido al menos dos años antes del inicio de estas últimas.

- Que la persona que realice las obras no aporte materiales para su ejecución o, en el caso de que los aportase, que su coste no exceda del 40% de la base imponible de toda la operación.

También suspendió las ayudas a vivienda y las subvenciones a la rehabilitación, con excepción de las vigentes Áreas de Rehabilitación declaradas con arreglo a planes estatales.

En cuanto a las ayudas del Ayuntamiento de Madrid, está cerrada la convocatoria de 2012 y se está tramitando la nueva que cubrirá los tres programas básicos de rehabilitación: ITE, rehabilitación sostenible y rehabilitación integral. La nueva convocatoria de ayudas estará lista en el primer semestre de este año.

Mientras, el Gobierno trabaja en el nuevo Plan Estatal de Vivienda, Alquiler, Rehabilitación, Regeneración y Renovación Urbanas 2013-2016.

"Los ciudadanos cada vez nos consultan más sobre subvenciones antes de empezar cualquier reforma, lo que demuestra que están calando. Aunque toda ayuda es poca, las reformas tienen que demandarse no tanto por las subvenciones públicas, sino para ganar en comodidad o ahorro energético", señala Jesús Paños, presidente del Colegio de Aparejadores de Madrid. Y continúa: "Tenemos que hacer ver al ciudadano que mejorar el aislamiento de su vivienda es una inversión. Es la asignatura pendiente para 2013".

Paños es optimista. "Es de prever que se produzca un ligero repunte en reformas orientadas a mejorar la eficiencia energética si finalmente se pone en marcha la nueva normativa de certificación de edificios existentes".

También Jorge López, director de la empresa Gilmar Soluciones Constructivas, es positivo. "Creemos que 2013 va a ser un buen año para las reformas de viviendas. Por la dificultad para acceder a los préstamos para la compra y venta de viviendas, tener un porcentaje muy elevado del parque inmobiliario obsoleto, disponer de una mayor oferta de profesionales de la construcción y por las numerosas inversiones que se están haciendo en inmuebles para su explotación en rentabilidad, el número de obras sera mayor".

Ante esta situación, "la gente prefiere quedarse donde está, haciendo algunos arreglos, reformas o actualizaciones que mantenga o mejore en algo su situación de confort actual", creen en Arquitectura d3.

Aunque las reformas salen hoy un poco más caras que hace unos días. En 2013 se ha puesto fin a la deducción en el IRPF, que podía llegar hasta un 20% por los gastos de determinadas obras de reforma, como las de eficiencia energética, mejora de la accesibilidad, medioambiente e infraestructuras de telecomunicaciones. Dicha deducción se aplicaba hasta unos máximos en función de la base imponible. "Suponía ahorrar por las obras de una vivienda hasta 4.000 euros en la declaración de IRPF, resultado de aplicar a la base acumulada de deducción máxima por vivienda de 20.000 euros una deducción del 20%", explica Javier Méndez, director del Gabinete Técnico del Colegio de Aparejadores de Madrid. "Si en el mismo año se superaba la base máxima anual de deducción, el exceso se podía deducir, con el mismo límite, en los cuatro ejercicios siguientes", explica López.

En cuanto al IVA, el tipo general para las obras de reforma de vivienda es del 21%. Así que la única posibilidad de ahorro es acogerse al IVA reducido (siempre y cuando se cumplan unos requisitos). Eso sí, este impuesto ha pasado del 8% al 10%. "Una inversión en una reforma de 10.000 euros con un IVA del 10% frente al del 8% incrementaría su importe en 200 euros", calcula Méndez.

Según Gilmar Soluciones Constructivas, "las reformas que más se van a hacer en 2013 van a ser actualizaciones de las instalaciones, regeneración y rehabilitaciones de edificios, intervenciones para incrementar el ahorro energético, adecuación de inmuebles para su explotación en rentabilidad y viviendas autosuficientes".

Aunque ojo. "Percibimos un cierto riesgo de que en busca de un supuesto abaratamiento y a menudo ante el desconocimiento de los ciudadanos y comunidades de vecinos se recurra a profesionales no preparados. En realidad, sale caro, ya que un experto está más preparado para verificar la idoneidad de los materiales y que se ajusten al presupuesto", señala el presidente del Colegio de Aparejadores de Madrid.

Sobre la firma

Sandra López Letón

Redactora especializada en el sector inmobiliario, del que informa desde hace más de dos décadas. Ha desarrollado la mayor parte de su carrera profesional en EL PAÍS. Actualmente, escribe en el suplemento de información económica 'Negocios'. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS