Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Aguirre se marcha a la empresa privada

La expresidenta de Madrid deja su puesto en Industria tres meses después de reincorporarse

Ficha por una empresa catalana especializada en la selección de directivos

Carlos Floriano ve "compatible y estético" que compagine ese trabajo con la dirección del partido

La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, tras la reunión del comité regional popular el pasado día 9. Ampliar foto
La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, tras la reunión del comité regional popular el pasado día 9.

“Quiero vivir más cerca de los míos. Y dedicarme… No sé muy bien a qué. Soy funcionaria del Estado desde hace 30 años. Dejé mi puesto de funcionaria siendo bastante joven y siempre pensé que la política era una actividad temporal”. El pasado 18 de octubre, jueves, un mes y un día después de sorprender con su renuncia como presidenta de la Comunidad de Madrid y diputada regional, Esperanza Aguirre se incorporaba al Ministerio de Industria, Energía y Turismo. Menos de tres meses después, ha pedido la excedencia para ejercer como “asesora estratégica” de Seeliger y Conde, una empresa de cazatalentos catalana con sedes en España y América Latina.

Así lo de Peridis. ampliar foto
Así lo de Peridis.

El PP defendió este lunes, sin voces disonantes, el salto de Aguirre al ámbito privado, criticado por PSOE e Izquierda Unida. El vicesecretario general de Organización, Carlos Floriano, recalcó que la presidenta del PP madrileño ya “no es cargo público”. “El trabajo privado con la dedicación a un partido no tiene por qué ser incompatible. Me parece ético, estético y compatible”, zanjó Floriano, que se preguntó de qué puede vivir un político para ser estético. Aguirre compaginaba su puesto por las mañanas en Industria con su cargo de líder del PP madrileño. “Fichaba todos los días. No falló uno”, reconocen fuentes sindicales. Concluida la jornada matutina, rara era la tarde que no acudía a su despacho en Génova o que no tenía un acto del partido.

De la política a la empresa

Del PP:

  • Rodrigo Rato, consejero asesor para Europa e Iberoamérica de Telefónica.
  • Juan Jose Güemes, en Unilabs 
  • José María Aznar, asesor externo de Endesa y de la minera canadiense Barrick Gold. Además, se sienta en el Consejo de administración de News Corporation, de Ruper Murdoch
  • Eduardo Zaplana, en Telefónica
  • Ángel Acebes, en Iberdrola
  • Josep Piqué, en Vueling
  • Rafael Arias Salgado, en Carrefour
  • Pío Cabanillas, Acciona
  • Isabel Tocino, Banco Santander
  • Juan Costa, Ernst&Young

Del PSOE:

  • Pedro Solbes es miembro del consejo de administración de la compañía de Enel (matriz de Endesa)
  • Felipe González es miembro del Consejo de Gas Natural
  • Elena Salgado, asesora de la filial chilena de Endesa
  • Javier Solana, Acciona
  • Miguel Boyer, Red Eléctrica
  • Josep Borrell, Abengoa
  • Jordi Sevilla, Price Waterhouse

Tras dejar la Comunidad, la propia Aguirre rechazó varias ofertas para entrar en el staff de grandes multinacionales. Al revés que otros políticos que acaban en los consejos de administración de eléctricas o gasísticas, Aguirre se desmarcó de esa tendencia. No quería posibles turbulencias. Que le pudieran achacar conflictos de intereses en el futuro. “Por eso ha fichado por una empresa de recursos humanos como asesora. Tenía muy claro que quería emprender una actividad en una empresa que no tuviera nada que ver con la política o derivados”, explican fuentes del PP y del Ejecutivo autonómico.

Otra posibilidad que Aguirre también declinó fue retirarse en el Consejo Consultivo, órgano que emite dictámenes sobre normativas o convenios a petición de la Comunidad. Al igual que Joaquín Leguina (PSOE), expresidente madrileño y consejero permanente del Consultivo, tenía derecho a ocupar otro asiento y percibir unos 87.000 euros anuales.

Aguirre prefirió como destino Turespaña, donde su función consistiría, en teoría, en asesorar a la secretaría de Estado de Turismo, Isabel Borrego. Solo tuvieron un evento: el 50º aniversario del Instituto de Estudios Turísticos (23 de octubre). En realidad su despacho estaba en otro edificio, en la segunda planta del Ministerio. Cerca del de José Manuel Soria, donde eran habituales sus charlas de política con muchos altos cargos.

Más información