Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los socialistas piden una comisión de investigación a Barberá sobre Emarsa

La oposición subraya que el reglamento municipal permite las comisiones no permanentes

El PSPV quiere saber qué miembros del gobierno de Barberá recibieron regalos de Emarsa

Los socialistas consideran que el saqueo de Emarsa, la empresa de depuración de aguas investigada por un juez, bien vale una comisión de investigación en el Ayuntamiento de Valencia. El Grupo Municipal Socialista ha registrado una moción, que se debatirá en el pleno a final de enero, en la que piden la creación de una comisión "donde se investiguen las responsabilidades políticas de los concejales del PP, incluida la alcaldesa Rita Barberá", ha explicado el edil Pedro Miguel Sánchez.

Sánchez registró el jueves una pregunta sobre “qué miembros del equipo de gobierno de Rita Barberá recibieron regalos de Emarsa entre los años 2004 y 2008, de qué tipo, de qué cuantía y en qué fechas”, ha explicado que "no se puede ocultar por más tiempo que los imputados mantenían una relación directa y habitual con el Ayuntamiento”.

El edil ha indicado que los socialistas proponen la creación de una comisión no permanente, tal y como recogen los artículos 104 y 105 del reglamento municipal, y su composición y régimen de funcionamiento se ajustará al artículo 106 del mismo. La meta es delimitar si hubo o no responsabilidades políticas de los concejales del PP de Valencia”.

“No hay que olvidar la responsabilidad política de la acaldesa de Valencia tanto en los nombramientos realizados, como en la gestión de la empresa que acabó teniendo que disolverse”, ha subrayado el edil socialista.

 Sánchez ha recordado que la investigación judicial está “revelando el gran agujero negro por el que desapareció el dinero de los valencianos en regalos o viajes”. Una situación que, según ha dicho, "es responsabilidad política de Rita Barberá” por lo que ha emplazado a la primera edil a “dar la cara ante la ciudadanía para explicar por qué nadie atajó el saqueo de la depuradora de Pinedo”.

El grupo socialista ha manifestado su sorpresa e incomprensión por el hecho de que Barberá no participara en la Comisión de Investigación que hubo en las Cortes sobre la empresa pública. Y ha criticado que la regidora "se parapete detrás de la concejal de Ciclo Integral del Agua y exconsejera de Emarsa, María Àngels Ramon-Llin, en lugar de intentar aclarar lo sucedido y asumir su responsabilidad".

La diputada autonómica socialista Carmen Martínez ha reaccionado a recientes revelaciones relacionadas con el exgerente de la Empresa Metropolitana de Aguas Residuales (Emarsa), Esteban Cuesta, imputado por el saqueo de la depuradora de Pinedo. Cuesta tenía contactos dentro del PP que llegaban hasta el entonces presidente de la Generalitat, Francisco Camps. Así lo revela una agenda de 2005 que manejaba su secretaria, a su vez secretaria del presidente de la sociedad, Enrique Crespo, también imputado.

"La relación personal de Camps con Cuesta abre nuevos interrogantes en el caso Emarsa", ha dicho Martínez. "Esteban Cuesta no actuaba solo. Formaba parte de un organigrama, de una estructura política, de un partido que, como ya se ha demostrado en algunas ocasiones, ha utilizado las instituciones para sacar provecho propio", ha denunciado.