El permiso del Estado a la Comunidad para colocar deuda se retrasa otra semana

La Comunidad necesita el permiso del Gobierno central para emitir los 2.300 millones en amortizaciones de los 3.415 que necesita cubrir en 2013

En contra de las previsiones que manejaba, la Comunidad tendrá que esperar al menos una semana más para empezar a colocar la deuda de 2013. Aunque el presidente regional, Ignacio González, prácticamente lo daba por hecho -"Espero y creo que así será, que recibiremos la autorización”, dijo el dirigente tras el Consejo de Gobierno de este jueves-, el Consejo de Ministros finalmente no autorizó a Madrid a emitir deuda de 2013. El Gobierno central no ha dado ninguna explicación oficial a la Comunidad, que necesita el permiso del Estado para colocar las amortizaciones (préstamos que van venciendo de plazo), que suponen 2.300 millones de los 3.415 que el Ejecutivo autonómico necesita cubrir. 

La espera de Madrid se remonta a principios de diciembre. Hace seis semanas el consejero de Economía y Hacienda, Enrique Ossorio -fichado en lugar de Percival Manglano tras ejercer durante casi un año como el número dos de Antonio Beteta en la secretaría de Estado de Administraciones Públicas, dependiente del Ministerio de Hacienda-  entendía como "algo bastante razonable" que se permitiera a las comunidades poder cubrir la deuda del ejercicio siguiente por adelantado en caso de existir ofertas para ello. El viceconsejero de Hacienda, José María Rotellar, también ha incidido en las últimas semanas que han tenido que rechazar ofertas de diversas entidades bancarias por la prohibición de adelantar deuda. Justo lo que le ha ocurrido precisamente a Madrid, que hace mes y medio pudo haber colocado 1.200 millones y no pudo hacerlo al no contar con el visto bueno del Estado. "Estamos deseando contar con la autorización, tenemos inversores que siguen interesados pero continúan esperando", reconocen desde el Gobierno, donde afirman que "si no se tuerce el mercado, podrían emitir de forma casi inminente los 2.300 millones en amortizaciones". "Hace tres semanas podíamos colocar 1.200 millones. Desde entonces la cifra ha subido", añaden sin entrar en más detalles.

Frente a la preocupación del Ministerio de Hacienda de que las comunidades actúen por su cuenta emitiendo deuda a unos intereses muy elevados, González ha propuesto esta semana que sea el Tesoro quien haga de intermediario de las autonomías. “Me parecería razonable que fuera el Tesoro quien colocase la deuda pública de las comunidades, en las condiciones que parecen mejores. No me parece mal, porque se supone que las condiciones a las comunidades autónomas son peores que al Tesoro”, planteó. La Comunidad es una de las ocho regiones que no se acogieron al Fondo de Liquidez Autonómico (FLA) en 2012 y tampoco pretende hacerlo este año. El déficit fijado para las autonomías baja ocho décimas, del 1,5% al 0,7%, mientras que el permitido al Estado es más digerible (3,8%). 

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

José Marcos

Redactor de Nacional desde 2015, especializado en PSOE y Gobierno. Previamente informó del Gobierno regional y casos de corrupción en Madrid, tras ocho años en Deportes. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense y Máster de Periodismo de EL PAÍS. Trabajó en Starmedia, Onda Imefe y el semanario La Clave.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS