Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los estudiantes ganan a los recortes

Un instituto de Sant Boi desdobla aulas masificadas tras las protestas del alumnado

Los alumnos de segundo de bachillerato del instituto Marianao de Sant Boi de Llobregat se han marcado un tanto logrando acabar con la masificación en sus aulas. En dos asignaturas, el centro superaba la ratio legal de alumnos por aula (fijada en 42), llegando a 45 pupitres.

Los estudiantes, hartos de las apreturas en que se veían obligados a estudiar, decidieron plantarse ante la sede del Departamento de Enseñanza el pasado martes. A raíz de la protesta se inició un proceso de negociación entre la Generalitat y la dirección del instituto que ha acabado con la decisión de desdoblar las clases en que se superaba este límite legal.

Esta solución no supone que el centro vaya a contar con más docentes, ya que Enseñanza ha mantenido en todo momento el argumento de que el instituto dispone de plantilla suficiente (aunque ha perdido cuatro profesores este curso por los recortes) y achacó el problema a la “falta de organización del centro”.

El final feliz no ahorró momentos de angustia a los alumnos durante la mañana de ayer. En un primer momento, la dirección del centro había planteado recolocar a los tres alumnos sobrantes en otros centros, según los estudiantes. El instituto no ha confirmado esta versión y ha declinado hacer declaraciones.

Fuentes del Departamento de Enseñanza han querido quitar hierro a la polémica y aseguran que el motivo de la masificación en el Marianao es que han recibido más matriculaciones de alumnos repetidores. Además apuntan que es habitual que se den este tipo de casos al principio de curso y que son corregidos rápidamente.