Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los independentistas desbordan a Mas

Los soberanistas rechazan centrar la Diada en la reivindicación del pacto fiscal

Manifestación de colectivos independentistas durante la Diada de 2011.
Manifestación de colectivos independentistas durante la Diada de 2011.

La llamada de Artur Mas a aprovechar la Diada de Catalunya para reclamar en la calle el pacto fiscal es inútil y se queda corta para los partidos y entidades independentistas que suelen protagonizar la jornada del Onze de Setembre. Formaciones como Esquerra Republicana (ERC), Solidaritat (SI) y grupos soberanistas están haciendo caso omiso al a petición del presidente de la Generalitat y mantienen intactos sus preparativos para que la Diada tenga un marcado tono independentista. En opinión de estas formaciones, la jornada debe tener un carácter más reivindicativo y el pacto fiscal solo es útil si es el primer paso hacia la independencia.

El Gobierno de Convergència i Unió (CiU) quiere convertir el Onze de Setembre en algo más que el acto reivindicativo de principio de curso que ha sido los últimos años. El equipo de Artur Mas entiende que este año debe servir para que el Gobierno central escuche el “clamor” que en su opinión hay en la sociedad catalana para conseguir una financiación similar a la del País Vasco, el denominado pacto fiscal. Por este motivo el presidente llamó a la movilización justo antes de las vacaciones y Convergència Dèmocràtica (CDC) ha pedido ya por carta a su militancia que se vayan preparando para una jornada “histórica”.

Para los nacionalistas esta Diada debe ser el pistoletazo de salida de un otoño que el Gobierno catalán quiere aprovechar para elevar al máximo el tono de sus reivindicaciones. El objetivo es que el Gobierno de Mariano Rajoy note la presión política de Cataluña y acepte comenzar a negociar el pacto fiscal.

La variedad de actos que se celebran durante la Diada hace que quepan todo tipo de manifestaciones. Tradicionalmente, a primera hora de la mañana es el turno para las ofrendas florales al monumento de Rafael de Casanova, a mediodía se celebra el acto más institucional y por la tarde recorre Barcelona la marcha independentista. La voluntad del Gobierno catalán sería teñir todos los actos con la demanda del pacto fiscal, algo que rechazan los colectivos independentistas.

El Alcalde de Barcelona Xavier Trias pide al presidente de la Generalitat que promueva una marcha unitaria

El diputado de Esquerra Republicana Alfred Bosch, considera una “locura” que en la próxima Diada se reclame otra cosa que no sea la independencia de Cataluña. Bosch aseguró en declaraciones a Catalunya Ràdio que la Diada debe ser un día para pedir la mayor libertad para Cataluña. Para Bosch, el pacto fiscal no es independentista, y en cambio es “una propuesta de CiU para llegar a un acuerdo con España”, por tanto, una simple estrategia política.

El portavoz de Solidaritat Catalana, Alfons López Tena, también llamó ayer a celebrar una Diada nítidamente independentista. “El pueblo de Catalunya está harto de humillaciones, de mentiras y de la opresión española, y quiere la independencia”, aseguró el diputado de Solidaritat.

Más allá de los partidos independentistas, otras entidades están preparando manifestaciones en favor de la independencia. Estas ya cuentan con lema propio que no hay intención de cambiar. Es el caso de la Assemblea Nacional Catalana, constituida el pasado marzo, y que persigue la convocatoria de un referéndum de autodeterminación de Cataluña para el año 2014. La Assemblea ha convocado una manifestación bajo el lema Cataluña, nuevo estado de Europa. Además, sus responsables, entre los que hay miembros de todos los partidos nacionalistas, han pedido una entrevista con la dirección de Convergència para pedirle a que se sumen a la marcha.

De momento, algunas voces en Convergència ya abogan por no tensar mucho la cuerda. “Es muy importante que todos seamos una única voz y haya una manifestación unitaria que no consista tanto en si la independencia o el pacto fiscal, sino en la defensa de Cataluña", dijo ayer el alcalde de Barcelona, Xavier Trias.