Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los drones de GoPro se caen

La empresa ha vendido 2.500 unidades y ha pedido a los compradores que los devuelvan

El dron Karma será compatible con las cámaras Hero 5.

Los drones de GoPro se caen. La compañía ha anunciado este martes la retirada de todas las unidades de Karma, el primer dron que la empresa sacó a la venta el pasado octubre por 869,99 euros. "Un número muy reducido de clientes de Karma han informado de que el artefacto perdía energía durante la operación", ha informado Nicholas Woodman director ejecutivo. La empresa ha venido alrededor de 2.500 unidades y devolverá el dinero de la compra a todos sus clientes, según ha anunciado en su página web. La caída de los drones no ha provocado, de momento, daños o lesiones.

"Lamentamos mucho las molestias que hayamos podido causar a nuestros clientes. Estamos tomando medidas para que el proceso de devolución  sea lo más sencillo posible", ha dicho Woodman. Los clientes pueden devolver su artefacto volador a GoPro directamente o a la tienda donde lo compraron. Por ahora, la compañía no ha ofrecido la posibilidad de un cambio por otro modelo. 

La empresa presentó su primer dron con la idea de dar soporte a las nuevas cámaras, la Hero 5 Black y Hero 5 Session, para que los clientes de GoPro pudieran tomar imágenes sin depender de otro fabricante. El modelo es plegable, con algunas piezas desmontables y cuenta con un controlador externo para manejarlo desde una pantalla táctil de cinco pulgadas. Al dron se le pueden incorporar tanto los modelos nuevos como los anteriores de la marca. 

Karma cuenta con una batería recargable que permite volar durante 20 minutos a 56 kilómetro por horas. La altura máxima que alcanza es de 4.500 metros y se puede controlar a una distancia de 1.000 metros. 

Más información