_
_
_
_

Blackberry busca salir a flote con aplicaciones de ocio

El fabricante canadiense mejorará la experiencia y contenidos multimedia en su nuevo sistema operativo

Obama cheque su Blackberry, en marzo de 2010.
Obama cheque su Blackberry, en marzo de 2010.Pete Souza

De ser el móvil favorito de adolescentes y ejecutivos a desaparecer de la vanguardia por falta de sistema operativo. Por fin, el miércoles en Nueva York, la Blackberry de RIM va a tener su BB 10, el sistema operativo del futuro. El teléfono que generó un conflicto hace cuatro años, cuando Barack Obama llegó a la Casa Blanca y se negaba a deshacerse de su teléfono con teclas, necesita reinventarse.

En tiempos de mensajería multiplataforma, con WhatsApp a la cabeza, su BBM, sistema de mensajería parece haberse quedado corto. A falta de Instagram, por ejemplo, RIM se reinventa potenciando el contenido multimedia. Su nuevo sistema operativo ofrecerá un catálogo de canciones, películas y series. Una de las ventajas más interesantes será la posibilidad de escuchar canciones antes de comprarlas definitivamente.

El responsable de marketing de la empresa, Frank Boulben, considera que será una de las claves para su resurrección: “Los contenidos de música y de vídeo son una parte integral de una experiencia móvil enriquecida. La gente quiere un acceso fácil y cómodo a su música, películas y series favoritas, estén donde estén”. Entre los aliados se encuentran los grandes de la industria del entretenimiento: Sony, Fox, Warner, Paramount, CBS, National Geographic y Univisión.

Este impulso por la parte más ociosa de la tecnología pretende que no se les vea solo como un aparato de trabajo, un sector en el que llevan tiempo encasillados. Otra de las asignaturas pendientes de RIM es la recuperación de la confianza tras un fallo global en el verano de 2011 que dejó durante casi dos días a sus clientes sin conexión. Su fortaleza, el uso de una nube privada para la protección de datos, se convirtió en su peor enemigo.

Los contenidos de música y de vídeo son una parte integral de una experiencia móvil enriquecida

Aunque en los últimos tiempos la mayor parte de las quejas se ha centrado en la falta de programa. El fabricante, que ha invitado a este diario a asistir al estreno, cuenta con más de 100 nuevas aplicaciones hechas desde cero, centradas en las ventajas de la nueva plataforma, entre las que se encuentra la de EL PAÍS. La empresa insiste en que crearán una pasarela para que sea fácil ‘traducir’ las aplicaciones hechas previamente para Android.

Desde la venta de la primera Blackberry en 1999, entonces en blanco y negro y centrada en la lectura de correo, hasta la actualidad se han vendido más de 200 millones de unidades. En septiembre de 2012 su servicio contaba con 80 millones de suscriptores. Todavía presumen del 20% de cuota mundial de smartphone. Sin embargo, ya no lideran en los países punteros, donde la pelea está entre Samsung con la bandera Android y Apple con su iPhone. En América Latina y los países de América Central es donde cuentan con un granero más interesante de clientes. Allí, el 45% de los móviles inteligentes son Blackberry.

En octubre de 2012, RIM mostró de manera individual, el uso del prototipo que habían repartido entre los desarrolladores. Las sensaciones fueron positivas: paso entre aplicaciones mucho más fluido, no se colgaba... Carecía de teclado físico, pero el uso del teclado era intuitivo y ágil. El sistema operativo BB10 tendrá su equivalente al Siri de Apple para obedecer con órdenes de voz y recuerda bastante a Windows 8 por la organización de las aplicaciones.

Poco más se sabe del nuevo modelo 24 horas antes de que se anuncie, más allá del nombre de sus dos primeros modelos. Z10, sin teclas, saldrá por 199 dólares con subvención de la operadora en Estados Unidos.

Entre los posibles anuncios adicionales está la apertura de su software a otros fabricantes. Esto haría que, por poner un ejemplo, HTC pudiera fabricar el aparato pero utilizase los servicios de nube y sistema operativo de la firma canadiense. Huawei, ZTE y LG podrían ser otros de los aliados. RIM ganaría clientes, aunque no compren su hardware, y los fabricantes asiáticos tendrían mayor relevancia en el sector de los aparatos de uso profesional.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_