Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El batacazo de Nokia

El fabricante finlandés pierde 590 millones de euros en el primer trimestre del año

Las ventas de 'smartphones' se desploman el 51% y la de móviles 'low cost' el 16%

Varios viandantes pasan delante de una tienda que la fabricante de teléfonos móviles Nokia tiene en Helsinki (Finlandia). Ampliar foto
Varios viandantes pasan delante de una tienda que la fabricante de teléfonos móviles Nokia tiene en Helsinki (Finlandia). EFE

Ya lo habían anunciado, pero ha sido peor de lo esperado. Nokia ha presentado sus resultados y son desalentadores. La compañía finlandesa, que lideró el mercado de la telefonía móvil durante años, no sale del túnel en el que se metió tras la llegada de los teléfonos inteligentes como iPhone.

Nokia ha perdido 1.572 millones de euros en el primer trimestre del año, frente a los 231 millones de beneficio que obtuvo en el mismo periodo de 2011, según ha informado hoy la compañía.

Las ventas netas de Nokia han disminuido un 29% respecto al primer trimestre del año pasado, hasta los 7.354 millones de euros, debido a la creciente competencia en el mercado de la telefonía móvil, que ha obligado a la compañía a rebajar sus márgenes de beneficios. La pérdida operativa de la multinacional tecnológica finlandesa asciende a 1.340 millones, frente a los 439 millones de ganancia que logró el año anterior.

Entre enero y marzo, Nokia ha vendido  82,7 millones de teléfonos móviles en todo el mundo, un 24% menos que en el mismo trimestre de 2011, lo que ha provocado que la facturación de su división de dispositivos y servicios cayera un 40 % hasta los 4.246 millones de euros.

Las ventas de smartphones se llevan la peor parte: se han desplomado un 51 % hasta los 11,9 millones de unidades, debido a la fuerte competencia de rivales como Apple y Samsung, que han conquistado buena parte del mercado mundial. El año anterior habia colocado 24,2 millones de unidades. 

Tampoco les funciona la división de teléfonos básicos. Las 70,8 millones de unidades vendidas suponen un descenso del 16%. Los teléfonos low cost asiáticos  le han arrebatado buena parte de su cuota de mercado en los países emergentes.

Stephen Elop,  consejero delegado de Nokia, ha justificado los resultados en un comunicado alegando que la compañía se encuentra en plena transición hacia el sistema operativo Windows Phone de Microsoft. "En el último año hemos avanzado en nuestra nueva estrategia, pero nos hemos enfrentado a desafíos competitivos mayores de lo esperado".

Elop asegura que el lanzamiento de los nuevos smartphones de la gama Lumia ha tenido éxito en Estados Unidos, aunque no ha dado cifras de ventas, aunque fue peor de lo esperado en otros mercados como el Reino Unido.

También ha anunciado que están estudiando realizar nuevos recortes para reducir los costes operativos, que se sumarán a las medidas puestas en marcha en 2011, con las que pretende ahorrar mil millones de euros anuales.