Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Demanda masiva contra Apple en Corea del Sur

27.000 surcoreanos exigen al fabricante californiano que les indemnice por registrar sus movimientos con el iPhone

Más de 25.000 surcoreanos han presentado una demanda conjunta contra Apple por violación de la privacidad al registrar sus movimientos geográficos con el teléfono iPhone y la tableta iPad 3G, según ha anunciado una firma de abogados del país, según recogen varios medios asiáticos.

La demanda ha sido presentada después de que el pasado mes de junio el letrado surcoreano Kim Hyung-Suk fuera indemnizado por la compañía de Steve Jobs por recopilar datos de su ubicación sin su consentimiento. El mismo abogado ha sido el encargado de preparar esta demanda conjunta que engloba a un total de 26,6981 personas. Cada una de ellas reclama a Apple 647 euros, la misma cifra que el tribunal surcoreano impuso de indemnización a Apple, y que recibió su cliente e impulsor de la iniciativa.

"Hemos presentado electrónicamente esta demanda para conseguir una compensación emocional de la división surcoreana de Apple", dice la firma de abogados en un comunicado. Además, ha añadido que otra demanda, que implica a otras 921 personas, será presentada en los próximos días.

A finales de abril, dos investigadores desvelaron en la conferencia Where 20.0 que ambos aparatos del fabricante californiano registraban los movimientos de sus usuarios, datos que se almacenan en un archivo oculto. Pese a que el mismísimo Steve Jobs negó el rastreo de los movimientos geográficos de los usuarios, la compañía lanzó una actualización del software para resolver el problema el pasado mes de mayo.

Corea del Sur, uno de los países con mayor penetración de Internet móvil en el mundo, fue el primero en pedir explicaciones a Apple por esta polémica, que después también afectó a los teléfonos de Microsoft y los Android de Google.El organismo regulador de las telecomunicaciones surcoreano, que fue el encargado de investigar este caso, anunció a principios de agosto que impondrá una multa de tres millones de wons (unos 2.000 euros) por la violación de la privacidad de los usuarios de iPhone en su país.