Los anuncios de farmacias pueden costarle caro a Google

Las autoridades de EE UU investigan publicidad de medicamentos sin receta y ofertas desde el extranjero

Google ha provisionado 500 millones de dólares ante la investigación abierta por las autoridades de EE UU sobre la admisión de anuncios farmacéuticos ilegales. Es probable que el conflicto se cierre con un acuerdo que supondría una multa para la compañía del buscador. Las autoridades federales investigan si Google ha aceptado a consciencia anuncios de medicamentos y drogas no autorizadas en Estados Unidos de farmacias basadas en Canadá y otros países.

La investigación está dirigida por el fiscal de Rhode Island y la agencia de Drogas y Alimentos y se centra en si Google ignoró voluntariamente que su servicio publicitario ha admitido anuncios de drogas o medicamentos que han expirado, falsificados o cuya venta en EE UU exige receta médica. El conflicto no se centraría en los resultados gratuitos que ofrece el buscador si no en la inclusión de publicidad relacionada con las búsquedas.

Más información
Google, obligada a pagar una multa de 346 millones de euros por anunciar farmacias ilegales

En 2003, Google aseguró que introduciría una política de filtrado en su publicidad que no admitiría anuncios de farmacias sin licencia en EE UU, como ya habían hecho Microsoft y Yahoo!. Sin embargo, en 2004, precisó que esta política no afectaría a las farmacias canadienses.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS