Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno de Internet busca su independencia de EE UU

ICANN propone en su reunión de Malaisia un presupuesto diseñado para desligarse del Departamento de Comercio

La capital malaya, Kuala Lumpur, acoge desde ayer el encuentro que cada tres años celebra la Corporación para la Asignación de Nombres de Internet (ICANN, en sus siglas en inglés) organización dependiente del Departamento de Comercio de EE UU y considerada como el Gobierno de Internet. Hasta el viernes se discutirá el proceso de emancipación del administración estadounidense, para la que se prevé un aumento considerable del presupuesto de la organización, rechazado ya por algunos miembros.

ICANN es la organización encargada de organizar y supervisar los sistemas de direcciones de Internet. La reunión que celebra esta semana puede condicionar el futuro de ICANN y, como consecuencia, sobre el poder de decisión sobre Internet.

Desde su aparición, esta organización ha gestionado el registro de los dominios más comunes de la red, las direcciones que acaban con los sufijos '.com', '.org' y '.net'. Para hacerlo ha dependido siempre del Departamento de Comercio de EE UU, una dependencia orgánica de la que ahora ICANN quiere desprenderse.

24 condiciones

Con ese objetivo, las dos entidades firmaron en septiembre de 2003 el Memorando de Entendimiento (MoU, en sus siglas en inglés), una lista de 24 objetivos que deben cumplirse antes de 2006, cuando finaliza el mandato de ICANN. Si para esa fecha se cumplen todas las metas, ICANN se convertirá en una organización internacional con autonomía de decisión.

Si no lo consigue, será la Unión Internacional de Telecomunicaciones -integrada por representantes de los estados miembros- la que se encargue de gestionar los dominios y organizar el tráfico de Internet. Los analistas esperan que la UIT atienda en mayor medida a los Gobiernos que a los internautas.

El objetivo es, pues cumplir los 24 puntos acordados el año pasado. Vint Cerf, presidente de ICANN, ha confirmado que se han cumplido ya siete de ellos: revisión de la estructura organizativa, administrativa y de personal; revisión de los planes de responsabilidad corporativa; solución a los problemas de InterNIC; revisión de los planes de desarrollo financiero; y elaboración de un informe de situación de la entidad. "Hemos hecho progresos significativos desde el acuerdo con el Departamento de Comercio, pero por desgracia nos queda mucho trabajo que hacer.

Un polémico aumento del presupuesto

Así, en los próximos dos años y medio se deberán cumplir los 15 objetivos restantes, motivo por el que ICANN propone a sus miembros que en 2005 el presupuesto crezca un 91% (desde los 8,27 millones de dólares del año pasado hasta los 15,8 propuestos para el siguiente ejercicio).

Esta propuesta ha sido duramente criticada, fundamentalmente, por las pequeñas entidades que, en cada país, registran los dominios '.com', '.net' y '.org', y que abonan por ello parte de sus ingresos a ICANN para su financiación. 75 de ellos se han agrupado para reclamar que el peso del aumento del gasto no se cobre como víctimas a las entidades registradoras, pues si aumenta la cantidad de dinero que han de pagar a ICANN solo los más grandes podrán afrontar el gasto.

Desde www.icannbudget.org estas entidades han realizado una propuesta de presupuesto alternativa, en la que según afirman se logran los beneficios que busca ICANN mediante un gasto más eficiente y sin perjudicar a las pequeñas empresas. En todo caso, el director de ICANN, Paul Twomey, ha afirmado en Malaisia que los pequeños registradores se acercan cada vez más a las posturas de la organización. La votación del presupuesto se celebrará el próximo viernes.