“¡Putas, salid de vuestras madrigueras!”, el grito machista de universitarios del colegio mayor masculino Elías Ahuja en Madrid

La Fiscalía de Madrid ha abierto una investigación y el subdirector del centro, adscrito a la Complutense, explica que han expulsado al joven que inició la acción

Vídeo: EPV

“¡Putas, salid de vuestras madrigueras como conejas, sois unas putas ninfómanas, os prometo que vais a follar todas en la capea! ¡Vamos Ahuja!”, grita un joven desde una ventana, y acto seguido comienzan a levantarse las persianas de la fachada, y decenas de chicos empiezan a vociferar y a dar golpes. Esta terrible escena se vivió el domingo en el colegio mayor masculino Elías Ahuja, adscrito a la Universidad Complutense de Madrid, y los insultos que lanzaban los hombres, residentes en este centro, iban proferidos a las jóvenes que viven en el colegio de Santa Mónica, femenino, situado justo enfrente. El vídeo ha corrido como la pólvora en redes sociales. El colegio se ha disculpado, manifestado su condena y ha explicado, en un comunicado, que el régimen interno prevé “en casos graves, como este”, la expulsión. El director del centro ha informado de que hay un alumno expulsado. Se trata del joven que inició la acción y el colegio está investigando a otros estudiantes que puedan estar implicados. Esta práctica, conocida entre los universitarios como “la granja” ―comienza con los varones reproduciendo ruidos de animales―, es una tradición reconocida en los dos colegios y así se muestra en vídeos que corren por las redes sociales. Fuentes fiscales confirman a EL PAÍS que, tal como ha adelantado El Periódico de España, la Fiscalía de Madrid ha abierto una investigación sobre los hechos. Estudiarán si estos pueden encajar en un delito de odio, informa Reyes Rincón. Se da la circunstancia de que la llamada ley del solo sí es sí, que regula este tipo de conductas, entra en vigor mañana viernes, aunque los hechos ocurrieron el pasado domingo.

El subdirector del Elías Ahuja, Álvaro Nieto, ha explicado a este diario que la dirección del colegio se reunió el lunes y decidió la expulsión del cabecilla del grupo. Hablaron con sus padres y le dieron 24 horas para que se buscara otro alojamiento. Según ha dicho, la intención es que la medida sea permanente, pero no es automática. Es decir, ahora se abre un proceso en el que el alumno debe ser escuchado. Se abre un expediente y el estudiante dispone de 15 días para presentar alegaciones. Nieto ha recalcado que el centro cuenta con 174 colegiales y que no todos participaron en la agresión verbal. Dado que hay cámaras en los pasillos, están investigando qué alumnos se trasladaron a la zona del colegio que da al Santa Mónica. La capea, que iba a celebrarse este mes, ha sido suspendida.

El director del colegio mayor, Manuel García Artiga, ha hablado este jueves con los medios. “Condenamos absoluta, radical, totalmente estas expresiones, van en contra totalmente de los valores del colegio mayor, inaceptables e inexplicables”. Según su relato, el vigilante de noche y él mismo fueron “a pararlo” en cuanto escucharon lo que ocurría, pero no pudieron llegar a tiempo.

García Artiga también ha contado que, además de aplicar el régimen disciplinario que puede conllevar la expulsión de otros estudiantes, han decidido que los participantes en el acoso deben “escribir una carta pública a las colegialas y a la dirección” del centro “pidiendo disculpas”, asistirán a charlas de sensibilización en torno a la “forma de actuar en una sociedad española democrática occidental” y participarán en un voluntariado. Sus palabras van en línea con el comunicado que el miércoles publicaron en sus redes sociales. En ningún momento ha hablado específicamente de machismo.

El director del centro ha explicado además que era habitual que miembros del colegio se asomaran a las ventanas y emitieran sonidos de animales, algo que, según ha asegurado, “también” persiguen. Ha afirmado que es “una forma que tienen de expresarse, pero en absoluto referido a las muchachas”, en referencia a las estudiantes del colegio mayor femenino.

La vicerrectora de estudiantes de la Complutense, Rosa de Lafuente, se ha desplazado este jueves al centro, donde se ha reunido con la dirección, y ha informado a este diario de que abrirán una investigación reservada. Así lo ha confirmado la propia cuenta de la universidad en Twitter, donde se ha comunicado que abren “expediente informativo” y trabajarán con “las otras universidades para aplicar sanciones a los colegiales involucrados”. De Lafuente ha añadido que el expediente puede derivar en sanciones, incluso en expulsiones de la universidad, pero esta medida solo puede aplicarse a los estudiantes de la Complutense, que son minoría en este alojamiento, pese a tener prioridad de matriculación. Sin embargo, la vicerrectora no duda de que el resto de universidades públicas y privadas tomarán decisiones en la misma línea. Hasta esta mañana, durante su encuentro con la prensa, ella no había visto los vídeos publicados de otros años. Ha recalcado que la investigación que van a realizar no será “puntual e individual”, sino que se remontará en el tiempo.

El Consejo de Colegios Mayores Universitarios de España, asociación que representa a 115 instituciones y 17.000 universitarios, ha emitido un comunicado en el que condena “de forma unánime y sin ambages este tipo de actitudes” y considera las imágenes “inaceptables e impropias de alumnos universitarios y ciudadanos democráticos”. También afirma que los actos no son representativos del colectivo de colegios mayores y que apoyan “sin reservas todas las medidas, tanto educativas como disciplinarias, que puedan contribuir a erradicar este tipo de comportamientos y a alcanzar una igualdad de género en la universidad, así como en todos los ámbitos sociales”.

Sánchez pide una “respuesta unitaria”

La escena ha despertado la indignación y condena de centenares de personas en las redes. Incluso el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se ha pronunciado. “No podemos tolerar estos comportamientos que generan odio y atentan contra las mujeres. Es especialmente doloroso ver que los protagonistas son personas jóvenes. Ni un paso atrás. Las políticas de igualdad son necesarias. ¡Basta ya de machismo!”, ha tuiteado este jueves. A su llegada a Praga, a la cumbre de la Comunidad Política Europea, Sánchez ha pedido una “respuesta amplia, unitaria y de común rechazo”. “Es importante que todos los partidos políticos digamos no a todos los comportamientos machistas”, ha continuado.

Políticos de distintas formaciones han condenado los hechos. La ministra de Igualdad, Irene Montero, de Unidas Podemos, ha afirmado: “Demuestra que necesitamos educación sexual integral para que todos los niños, las niñas en nuestro país, los adolescentes, aprendan que tratar bien está bien y tratar mal está mal, aprendan sobre la cultura del consentimiento y que no sigamos reforzando una cultura de la violación y del terror sexual que sitúa a las mujeres como objetos sexuales”. Y ha añadido: “Es precisamente la muestra más evidente de que en este país hace falta educación sexual y hace falta también que desde las instituciones dejemos de legitimar los discursos machistas que niegan la violencia y que niegan la igualdad de derechos de las mujeres”.

El ministro de Presidencia, el socialista Félix Bolaños, ha calificado la escena como “terrible” en una entrevista en la Cadena SER y ha insistido en las políticas de igualdad, como también lo ha hecho el ministro de Universidades, Joan Subirats (de los comunes), quien ha explicado en Twitter que su departamento está “en contacto con la universidad para coordinar la respuesta a unos hechos que no deberían repetirse”.

El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, también ha usado la plataforma de Twitter para manifestar una tajante condena: “Lo ocurrido en el Colegio Mayor Elías Ahuja es inadmisible, en vez de salir ellas de una madriguera lo que tienen que hacer es dejar ellos la caverna. Debemos seguir trabajando en todos los ámbitos para acabar con estas actitudes machistas intolerables”, ha escrito. El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida (PP), ha tildado la actitud de los jóvenes de “denigrante, machista y repugnante”. El PSOE y Más Madrid han pedido a la presidenta regional Isabel Díaz Ayuso, que a media tarde no había reaccionado, que exija responsabilidades al colegio mayor ante este caso de machismo. Quien sí ha hablado es Enrique López, su consejero de Justicia, que ha condenado “esta expresión del más reprobable y atávico machismo”.

Además de estas imágenes, también ha corrido en las redes sociales un texto, fechado en el año 2000 y destapado por el periodista Antonio Maestre en La Marea, que escribió en la revista del Elías Ahuja el expresidente del Partido Popular Pablo Casado, quien residió en el colegio mayor durante su etapa de estudiante de Derecho. En el texto, en tono sarcástico, el expresidente popular traza un retrato genérico del colegial del Ahuja, al que se refiere humorísticamente como Lupus Ahujus Hispanorum. En el texto abundan los comentarios machistas. “Entre sus presas más codiciadas se encuentran las lobas. Aunque si existe carestía de estas, recurre de buen grado a otras especies animales como cerdas, zorras, gallinas...”, escribió Casado, que también se refirió al colegial como “una de las [especies] más promiscuas y lascivas de la península ibérica, que puede representar un auténtico peligro para la integridad de cualquier hembra del reino animal que se halle en periodo de madurez sexual”.

La Ley de Convivencia Universitaria —la primera de la historia, aprobada en febrero— busca sensibilizar sobre la igualdad de género y prevé expulsiones de los campus en el caso de que haya acoso. En las novatadas, que van a menos y están prohibidas, pero que aún tienen lugar todos los septiembres, no son infrecuentes las pruebas con tintes sexuales, como salir vestidas de gallinas por la calle con un cartel que dice “empóllame”. En alguna ocasión se han organizado subastas nudistas; una celebrada en 2017 en el campus de la Universidad de León saltó a los medios. Los estudiantes pagaban para comprar “esclavos”, los novatos, que una vez vendidos les llevarían los apuntes, les harían fotocopias o les limpiarían la casa. La puja terminó con dos chicas en tanga y dos chicos completamente desnudos.

Sobre la firma

Elisa Silió

Es redactora especializada en educación desde 2013, y en los últimos tiempos se ha centrado en temas universitarios. Antes dedicó su tiempo a la información cultural en Babelia, con foco especial en la literatura infantil.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS