Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los claretianos de Barcelona llevan a la Fiscalía una acusación contra un religioso

El colegio ha apartado al docente tras tener noticia de los hechos, aireados por un exalumno a través de las redes sociales

Fachada del Colegio Claret en Barcelona.
Fachada del Colegio Claret en Barcelona. EL PAÍS

El Colegio Claret de Barcelona, fundado en 1871, ha apartado a uno de sus docentes y ha llevado a la Fiscalía el caso dado a conocer el pasado fin de semana a través de las redes sociales por un exalumno, que acusa al religioso de haberle tocado todo el cuerpo, menos los genitales, durante un viaje de fin de curso a Menorca hace 20 años. El centro también ha puesto los hechos en conocimiento del Departamento de Educación de la Generalitat de Cataluña.

Según la denuncia de Pau Bosch, el docente aprovechó la picadura de un insecto para hacerle duchar y, al secarlo, tener un comportamiento inapropiado con él. Tras el testimonio de este exalumno, otros se sumaron a las quejas contra el religioso con nuevos ejemplos de abusos.

La reacción del colegio ha sido muy rápida. En un comunicado enviado ayer martes a los padres, el centro explica que "el pasado fin de semana" supo por varias menciones en las redes sociales del relato expuesto por un exalumno, Pau Bosch, que "imputaba una actitud inadecuada al claretiano y antiguo profesor, el padre Francesc Figueres".

La dirección del colegio asegura que "no había recibido nunca información alguna sobre estas acusaciones" y, tras conocer el caso, decidió "comunicarlo al gobierno provincial de los claretianos". Estos, explica la nota, "activaron el protocolo vigente desde 2005", que incluye "una consulta interna preliminar para valorar la posible veracidad de los hechos y su alcance".

Según el protocolo, y para asegurar "la máxima prevención en la protección de los niños, y respetando en todo momento la presunción de inocencia, el domingo día 10 de febrero el provincial de los claretianos" decidió "como medida cautelar apartar de toda actividad con menores al padre Figueres y de toda actividad presencial en las instalaciones con actividades escolares con alumnos".

Al día siguiente, añade la dirección, "el colegio decidió llevar toda la información disponible sobre el caso a la Fiscalía", con quien se muestra abierto a "facilitar cualquier información o acción que pueda contribuir a investigar y aclarar los hechos".

En la nota, la dirección del centro reitera su "compromiso en la defensa y protección de los niños" y pone como ejemplo de ello su "apuesta por una educación integral en todos los aspectos emocionales y afectivos", así como los "talleres realizados desde 2016 con la Fundación Vicki Bernardet", de referencia en la prevención y sensibilización contra los abusos sexuales a menores.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información