Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Juana Rivas se niega de nuevo a entregar a sus hijos al padre tras denunciarlo por malos tratos

La madre granadina se encuentra en la casa de una amiga en Italia junto con los niños, tras una presunta agresión de Arcuri al más pequeño

Juana Rivas este verano. En vídeo, Juana Rivas vuelve a denunciar a su ex marido por malos tratos y no le entregará a sus hijos. ATLAS

Juana Rivas tenía que haber entregado a sus dos hijos a Francesco Arcuri, el padre de los niños, el domingo por la noche. Sin embargo, tras presentar una denuncia contra él por presuntos malos tratos hacia el más pequeño, Rivas se ha refugiado con los menores en casa de una amiga, en un pueblo a 15 minutos de Cagliari, capital de Cerdeña, y ha decidido que los menores no volverán con su padre hasta que un juez italiano, tras revisar los últimos acontecimientos, la obligue. Sobre la posibilidad de que Arcuri la denuncie por no devolverle a los dos menores, Rivas ha dicho a este diario: “Yo he perdido el miedo a todo. Los niños son los que denuncian los hechos. ¿Por qué me va a denunciar? ¿Porque los niños no van al colegio? Es que los niños arriesgan la vida estando en el domicilio de su padre. Mejor es perder el curso”.

Rivas fue condenada en julio por un juez español a cinco años de prisión y seis de inhabilitación para el ejercicio de la patria potestad por la sustracción de sus hijos. La sentencia no es firme y no es ejecutable ni en España ni en Italia. La madre de Maracena (Granada) voló a Cagliari la semana pasada para reencontrarse con los niños. El viernes por la noche, según la denuncia presentada ante el juzgado italiano, descubrió unos moratones en la espalda del hijo pequeño, de cuatro años. El sábado lo llevó al hospital para que le hicieran un parte de lesiones y el domingo acudió a la comisaría.

Según recoge la denuncia, a la que ha tenido acceso EL PAÍS, es el hijo mayor de 12 años quien cuenta que los moratones son el resultado de unos hechos ocurridos unos días antes en Génova, donde se encontraban visitando a sus abuelos italianos. En la denuncia también se incluye el relato de la madre a partir de lo que su hijo le había explicado. El texto señala que, ante la dificultad del menor para dormirse, “el padre le repetía incesantemente: 'Hijo de puta, imbécil te voy a sacar de aquí, cojones, te voy a matar'. Después lo cogió y lo lanzó con fuerza contra el hierro de la cama para después empujarlo contra la pared del pasillo”.

El domingo por la noche, Rivas debía entregar los menores a Arcuri pero no lo hizo. ”Le he explicado que debido a las circunstancias no podía entregárselos”, ha indicado la madre, quien además cuenta que “los hijos están aterrorizados de volver con su padre”.

A la pregunta de con su actitud provoca una ruptura en Italia del acuerdo de guardia y custodia vigente, fuentes del equipo asesor de Rivas explican que un juez italiano dictó un convenio que permite a Juana tener los niños siete días con un preaviso de cinco. “Es cierto que ese preaviso no se ha cumplido, pero consideramos que la situación de urgencia lo justifica”, señalan a este diario los abogados de Rivas. En cualquier caso, desde el entorno legal de Juana Rivas mantienen la posición de que, llegado el caso, si el juez indicara que hay que entregar a los niños a su padre, así lo harán.

Esta es la quinta denuncia que Rivas ha presentado en los últimos meses contra Arcuri en Italia. Por el momento, ninguna de ellas ha desembocado en ninguna acción contra su expareja y padre de los niños.

Por su parte, el letrado del padre de los niños, Enrique Zambrano, ha manifestado que “la señora Rivas está demostrando con estas actuaciones que no le importa lo más mínimo el bienestar integral de sus hijos, ni respeta la justicia, ni sus colaboradores, sean estos peritos judiciales, psicólogos o equipos de servicios sociales”. Zambrano ha advertido: "Mis compañeros de Italia ya han tomado las medidas pertinentes en cuanto a denunciar la no entrega de los menores en el lugar y hora acordados. Aquí, en España, estamos valorando cual será la que solicitaremos en breve”. Zambrano no ha querido comentar nada respecto a los menores “ya que existe vigente una orden judicial al respecto dictada en su momento por el Juzgado de Instrucción número 2 de Granada, [por la que no se pueden hacer comentarios públicos sobre ellos] aunque la Sra. Rivas y sus representantes no parecen acordarse”, ha concluido.

El Centro de la Mujer de Maracena interviene de nuevo

Tras algo más de un año en el que el caso Juana Rivas estaba en manos de sus abogados, el Centro de la Mujer de Maracena ha tomado una decisión relevante. En un escrito a la División de Emergencia Consular, dependiente del Ministerio de Asuntos Exteriores, le urge a tomar “de forma urgentísima” medidas de tutela y protección de Juana Rivas y sus dos hijos frente a lo que considera “una gravísima actuación de riesgo y un atentado a sus derechos fundamentales… para que, por el órgano judicial italiano correspondiente les sea otorgada a estos una medida urgente de protección”.

En el documento, el órgano dirigido por Francisca Granados, aporta también unas hojas en las que el propio hijo mayor relata una serie de presuntos malos tratos a cargo de su padre.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información