“No se ha comprometido a garantizar las becas”

Laura Zornoza, la 'erasmus' que ha recabado 200.000 firmas contra el recorte, ha sido recibida en el Ministerio de Educación

Laura Zornoza, la estudiante de periodismo que ha recabado más de 200.000 firmas contra el recorte en las becas Erasmus en la plataforma change.org, ha sido recibida esta mañana por el secretario de Estado de Universidades, Federico Morán, y ha salido de la reunión con pocas esperanzas de que la situación mejore para los que estudien en el extranjero el próximo curso. “El secretario me ha dicho que no puede garantizar que den becas a quienes no tienen las ayudas generales, solo a los que tienen pocos recursos. Y me ha informado de que la Unión Europea va a cambiar los criterios y la baremación para conceder las becas”, ha contado Zornoza a este periódico tras charlar con Morán 20 minutos en el vestíbulo del ministerio.

“Morán me ha insistido mucho en que los presupuestos son limitados y le he dicho que si los han conseguido para este curso por qué no para el venidero”, prosigue la estudiante, que viajará a Hamburgo en el segundo cuatrimestre. “Le he agradecido la marcha atrás en la medida pero también le he dejado claro que vamos a seguir luchando por los próximos estudiantes”.

Ayer la estudiante de la Universidad Rey Juan Carlos (Madrid) había pedido oficialmente un encuentro con algún alto cargo de Educación y para su “sorpresa” lo ha hecho el secretario de Universidades. Tan solo por encima en la jefatura se encuentra el ministro José Ignacio Wert. Es la primera vez que la Administración recibe a un ciudadano que protesta a través de change.org sin haber cerrado la cita y es inusual en el Ministerio de Educación. Habitualmente, la Plataforma Estatal por la Escuela Pública –formada por sindicatos, estudiantes y padres- escenifica su descontento en el registro del ministerio y no son recibidos. Tampoco cuando la plataforma hizo entrega el pasado octubre de un millón de firmas en defensa de la enseñanza pública en el palacio de La Moncloa.

Zornoza, desde Madrid, forma parte del equipo de coordinadores que ayer trató de planear nuevas movilizaciones desde todos los puntos de Europa. Casi de madrugada acordaron una concentración delante de las embajadas u otros edificios simbólicos el 16 de noviembre. Cae en sábado y las oficinas estarán cerradas pero previsiblemente a la sentada acudirán más alumnos y desde otras universidades. Por escrito los coordinadores avanzaron estas conclusiones: “La congregación pro Erasmus sigue en pie. Se propone como fecha definitiva el 16 de noviembre y que las congregaciones se realicen en las ciudades grandes (no necesariamente en las capitales). Se defenderá el programa de movilidad Erasmus y la educación pública como derecho. Se reitera la independencia política e ideológica de este movimiento, aunque sí se admite y valora el apoyo de distintas asociaciones (asambleas, sindicatos…). Se ruega no mostrar conductas que vayan en contra de la filosofía del movimiento o que asuman que la congregación es un evento social y /o de recreo”.

La independencia de la comunidad de estudiantes de todo partido político o sindicato preocupa a algunos alumnos que no censan de insistir en la necesidad de no mezclarse con ningún colectivo para “no caer en lo que ocurrió con el 15-M”. La preocupación aumentó cuando se supo que un sindicato había mostrado su interés por conocer su situación.

El Consejo de Estudiantes Universitarios del Estado ha pedido esta mañana una “convocatoria urgente de la comisión” tras mostrar su “profundo malestar por los acontecimientos de los últimos días” en una nota de prensa. Se sienten “engañados” porque en “reiteradas” ocasiones el ministerio, según CEUNE, “ha mostrado el interés por mejorar el programa y dotarlo de mayor financiación –por ser la internacionalización, el aprendizaje de idiomas y la interculturalidad objetivos de la acción de este ministerio-, y no reducirlos, como ha sido la acción adoptada”.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50