El FBI libera a 105 menores de redes de explotación sexual en Estados Unidos

La operación se llevó a cabo este fin de semana en 76 ciudades de Estados Unidos y terminó con 150 detenidos

Fotograma del vídeo facilitado por el FBI.Atlas / FBI (atlas)

Las autoridades federales de Estados Unidos liberaron este fin de semana a 105 menores de una red de explotación sexual, según anunció el subdirector de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) en Washington. Se trata de la mayor operación contra la prostitución infantil desarrollada por la agencia hasta ahora y fue llevada a cabo durante 72 horas en 76 ciudades del país, donde se detuvo a un total de 150 personas.

“La explotación sexual es una amenaza para todos los menores de nuestro país”, reconoció este lunes el subdirector del FBI, Ron Hosko, durante una rueda de prensa ofrecida en la capital. “Estamos hablando de uno de los crímenes más persistentes en las calles de todas nuestras ciudades”.

La iniciativa del FBI “Inocencia Perdida”, encargada de investigar la desaparición de menores en EE UU y llevar ante la justicia a sus captores, ha liberado a más de 2.700 niños desde su fundación hace una década. Según los datos ofrecidos por Rosko, 1.300 personas han sido condenadas a prisión por tráfico de menores y explotación sexual en todo este tiempo, con sentencias que abarcan desde los 15 a los 50 años de cárcel y 10 penas capitales.

Las autoridades estadounidenses aseguran que los menores más vulnerables tienen entre 13 y 16 años y encajan en la definición de “menor con un vacío”, como les denominan los expertos. “El secuestrador identifica cuál es ese vacío en su víctima e intenta llenarlo con diferentes estrategias”, explicó Hosko. “Una vez que el menor ha caído en la red, entonces empieza la explotación sexual”.

El 60%, además, huyó o desapareció cuando se encontraban con familias de acogida, lo que dificulta aún más su hallazgo

Según el director adjunto del FBI, la mayoría de las víctimas liberadas este fin de semana tenían entre 13 y 17 años, pero han llegado a recuperar a una menor de nueve años de edad. “Se trata de uno de los desafíos más grandes a los que nos enfrentamos en este país”, afirmó Hosko.

El FBI colabora con el Centro Nacional de Menores desaparecidos y Explotados en la identificación y recuperación de niños víctimas de la prostitución. “Los explotadores los venden en paradas de camiones en las autopistas o a través de páginas web de pornografía infantil”, explicó el director del centro, John Ryan. “Es un problema presente en todas las ciudades”.

Las autoridades revelaron que la operación “Cross Country VII” identificó entre los lugares donde se vendía a los menores puntos clave de varias ciudades, paradas de carretera, moteles, casinos y varias páginas web y redes sociales. Entre las ciudades donde se efectuaron las redadas, según la lista compartida por el FBI, se encuentran Detroit, en Michigan; Denver, en Colorado, y San Francisco y San Diego, en el Estado de California.

Los responsables de la operación aseguran que uno de los mayores problemas a la hora de encontrar a los menores es que una gran mayoría de ellos carecen de familiares que hayan denunciado su ausencia. El 60%, además, huyó o desapareció cuando se encontraban con familias de acogida, lo que dificulta aún más su hallazgo.

“Estamos hablando de jóvenes sin familia o cuya estructura familiar está rota, en la mayoría de los casos no había denuncias por su desaparición”, lamentó Ryan. Según el director, algunas de las víctimas caen en redes de prostitución cuando cumplen los 18 años, el momento en que deben abandonar las casas de acogida. “Algunas de las redes identifican a las víctimas desde el día en que entran en el sistema de servicios sociales para ser llevados a hogares de adopción, por lo que nuestros métodos de supervisión todavía tienen mucho que mejorar”, afirmó.

El responsable de las operaciones del FBI contra la prostitución infantil reconoció este lunes que han logrado aumentar el nivel de concienciación ciudadana con respecto a los riesgos de desaparición de menores, tanto en zonas rurales como en grandes ciudades, especialmente gracias a las campañas publicitarias en grandes eventos deportivos, pero todavía queda trabajo por hacer. “Aún debemos recuperar a muchos menores de las redes de explotación y llevar a sus captores ante la justicia”, declaró Hosko.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción