Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

"La plaza de Chueca es irrenunciable"

La organización del Orgullo ultima la programación, con Ana Torroja como pregonera, pero advierte de que pueden "anularlo todo" si el Ayuntamiento no reconsidera su postura

La celebración del Orgullo 2011 se tambalea. Los organizadores de las fiestas mantienen su pulso con el Ayuntamiento de Madrid, que la semana pasada prohibió las actuaciones en la plaza de Chueca. El mensaje de la organización es claro: "La plaza de Chueca es irrenunciable". Así que a la espera de que el Ayuntamiento les conceda o no una reunión para tratar de acercar posturas, la fiesta está en el aire a apenas 15 días de su comienzo. "Podemos llegar a anularlo todo", sostiene Juan Carlos Alonso, portavoz de la organización.

El Ayuntamiento de Madrid da permiso para alcanzar excepcionalmente los 90 decibelios -el doble de lo permitido en la normativa-, entre las once y las 2.30 de la noche del jueves, viernes y sábado. Pero deja fuera el miércoles, día del pregón, y excluye a la plaza de Chueca porque el texto legal, aprobado este año, impide modificar los límites sonoros en un radio de 150 metros alrededor de una residencia de mayores. La organización cree que detrás de la prohibición de instalar un escenario en la plaza corazón del festival está la intención de "sacar las fiestas del barrio".

Alonso cree que la medida puede ser contraproducente. Teme que si no se permite programar actividades para la cantidad de gente que se concentra esos días (el año pasado se superó el millón de personas), la fiesta puede acabar convertida en un botellón y en un "espectáculo lamentable para la imagen de Madrid".

Los organizadores -la Federación de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales (FELGTB), Colectivo de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales de Madrid (COGAM) y la Asociación de Empresas y Profesionales para Gays y Lesbianas de Madrid (AEGAL)- no entienden que después de "multitud" de reuniones con la Junta de Centro para "poner en común" el proyecto "los problemas surjan a 15 días de la fiesta".

El programa del MADO 2011 (Madrid Orgullo), en el que aseguran que llevan trabajando desde el día siguiente a la finalización del Orgullo 2010, incluye un concierto de Ricky Martin, la actuación de Bob Sinclair, Martitio u OBK, entre otros. La cantante Ana Torroja, junto a otro artista aún por confirmar, será la encargada de dar el pregón en la plaza de Chueca, única actividad que el Ayuntamiento permite en la céntrica plaza.

Alonso considera que la fiesta tendría que tener el mismo carácter de excepcionalidad que se aplica a otras celebraciones como las de La Paloma, San Isidro o la Noche en Blanco. "No podemos permitir que la normativa se aplique solo a las fiestas del Orgullo", dice. El portavoz de la organización critica que el Ayuntamiento no tenga en cuenta el "esfuerzo" que han hecho para "minimizar en un 70% el impacto medioambiental en el barrio en los últimos dos años".

Las quejas por la decisión del Ayuntamiento no vienen solo de los organizadores. Las redes sociales también se han hecho eco de la noticia. Esta noche, a las nueve, se ha organizado a través de Facebook una cacerolada en la plaza de Chueca. "Que se enteren de que el Orgullo es una fiesta mundial", dice la convocatoria.