Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La fundación Pasqual Maragall propone, este 2011, estudios innovadores en la investigación del Alzheimer

La organización pretende convertirse en un centro joven y pionero en el estudio de esta enfermedad

Este 2011, el instituto de Investigación Pasqual Maragall desarrollará programas de "alto riesgo científico". "Normalmente el mundo de la ciencia es muy conservador y nosotros queremos apostar", subraya el director general de la fundación Jordi Camí. "Pretendemos entender la ciencia de otra manera".

Su proyecto más ambicioso para el próximo año es lo que denominan "Programa de Investigación precoz". Tiene como objetivo obtener información a lo largo de la vida de las personas mediante diferentes pruebas diagnósticas (resonancias, análisis de sangre o pruebas cognitivas) que se efectuarán cada un determinado tiempo de cuatro o cinco años", adelanta el director general de la Fundación Pasqual Maragall y director del Parque de Investigación Biomédica de Barcelona, Jordi Camí.

El primer ensayo piloto se hará el próximo otoño con un centenar de personas. Para ello, la Fundación pedirá la colaboración voluntaria de los familiares de afectados por Alzheimer de toda España. Se estudiará la influencia de todo tipo de factores, internos y externos, y se propondrán intervenciones para la prevención y mejora del Alzheimer y de los problemas asociados al envejecimiento.

Este programa, financiado por Obra Social La Caixa, es según el vicepresidente segundo de la Fundación Pasqual Maragall, Santiago Torres, un "ejemplo" del tipo de iniciativas que desarrollará la Fundación.

Además la fundación contará con un "Programa de Investigación Transformativa", y un "Programa de Desarrollo e Innovación".

Origen y causa

La Fundación Pasqual Maragall, en honor del ex presidente catalán y gestionada por su familia, es una organización que tiene como foco fundamental la investigación e innovación científica en la enfermedad de Alzheimer. Todavía, hoy, una de cada diez personas mayores de sesenta años en España padece algún tipo de demencia. "Normalmente cuando se diagnóstica la enfermedad ya es tarde", asegura Jordi Cami, director de la fundación. "El objetivo es obtener mejoras en el diagnóstico y el tratamiento".

El Alzheimer es una enfermedad que se diagnóstico hace ya más de 100 años, en 1901, no tiene cura y hasta hace muy poco "el problema se guardaba en casa, y se decía cosas como que al abuelo se le ha ido la cabeza", reitera Santiago de Torres, presidente de la ejecutiva.

Más información