Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

'Lifting' para las playas de Barcelona

Este año se volcarán 750.000 metros cúbicos de arena para reponer la que el mar se lleva. -La temporada empieza oficialmente el 31 de mayo

Ya está en marcha el ritual del lifting de las playas de Barcelona de cara al inicio de temporada que oficialmente empieza el 31 de mayo. Los trabajos de recomposición de los más de cinco kilómetros de playas y de los paseos que las rodean están estos días pleno apogeo. Unas máquinas están arando las playas para remover la arena a unos 50 centímetros de profundidad. El objetivo es airear la arena. Después serán peinadas de nuevo.

El principal problema de las playas de la ciudad -Barcelona de forma natural no tiene playas, todas han sido construidas artificialmente- es que año tras año son pasto de los temporales que se llevan miles de centímetros cúbicos. Este año se volcarán 750.000 metros cúbicos de arena para reponer la que el mar se lleva. El trabajo de los diques semisumergidos construidos en los últimos años sólo contribuye, de momento, a minimizar pero no a anular la pérdida de arena.

Las playas de la Barceloneta y la de la Marbella tienen listos esos diques y los técnicos sostienen que gracias a ellos la pérdida de arena es menor porque al encontrarse la barrera los sedimentos vuelven hacia la orilla de forma paulatina. La del Bogatell, en la que se está trabajando para acabar el dique de contención es, todavía, una de las que resulta más perjudicada en temporales.

Todos esos trabajos- incluida la reposición de la arena- deberán estar listos para el arranque de la temporada que este año estrenará la prolongación de la playa de Sant Sebastià que ha crecido hasta el hotel Vela en la nueva bocana. También deberán finalizar los trabajos de reconstrucción del paseo marítimo entre las playas del Bogatell y la Marbella donde el paso de los años ha dejado en muy mal estado el paseo que muy a menudo tiene inmensos charcos difíciles de vadear. Ahora se trabaja en la construcción de una plancha de hormigón que luego será recubierta por otro material menos contundente.