Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una clínica, condenada a pagar 200.000 euros a la familia de una anoréxica que se suicidó

La joven había intentado matarse días antes

El juzgado número 4 de Alicante ha condenado a una clínica privada de Alicante a indemnizar con 200.000 euros a la familia de una chica que se suicidó cuando estaba ingresada en el centro, en marzo de 2007. La joven padecía anorexia nerviosa y trastorno límite de la personalidad y la sentencia estima que la joven no fue vigilada como era preciso, ha informado la abogada de la familia, Asunción Arroyo. La joven, además, había intentado suicidarse días antes, cuandorompió una mampara del cuarto de baño y se hizo cortes en las manos.

Arroyo dijo que la sentencia "constata" que la muerte de la joven "era evitable porque la enfermedad que padecía se supera"y que "las crisis que la llevaban a auto lesionarse deberían haber sido abordadas psiquiátricamente y no se hizo así".

Algunos testigos aseguraron que "actualmente la clínica no tiene mamparas"y"los cuartos de baño están cerrados", lo que parala familia es"una victoria moral porque se han eliminado elementos que eran peligrosos para los pacientes que ocupan la planta de agudos de la clínica" y "por tanto, esos enfermos, como consecuencia de este procedimiento judicial, han visto incrementada su protección física". La familia dijo que la joven tenía acceso libre al cuarto de bañoy otros lugares peligrosos para ella.