Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cantabria también retirará ayudas a colegios que segreguen por sexo

La consejería decide no renovar el concierto con un centro del Opus que solo admite a niños

La Consejería de Educación de Cantabria ha decidido no renovar el concierto del colegio privado Torrevelo, del grupo Fomento de Centros Enseñanza, vinculado al Opus Dei, porque entiende que vulnera la legislación al admitir sólo a niños, pero no a niñas. El concierto supone la financiación con dinero público de la Enseñanza Secundaria Obligatoria. Ley Orgánica de Educación (LOE) establece que "en ningún caso habrá discriminación por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social". Comunidades como Andalucía, Baleares, Cataluña y Galicia ya han anunciado que no renovarán conciertos con centros que segreguen.

"El colegio Torrevelo sólo escolariza a alumnos varones, lo que vulnera toda la normativa vigente en materia de admisión de alumnos, así como los principios y fines que inspira el sistema educativo español, basados en la igualdad efectiva entre hombres y mujeres, así como en la igualdad de trato", asegura la Consejería, en una resolución hecha pública esta tarde.

Desde la página web del colegio se defiende la segregación de sexos como más beneficiosa desde el punto de vista pedagógico: "En la escuela mixta surgen con frecuencia inconvenientes importantes para atender la diversidad de los alumnos porque un aula mixta presenta variables emocionales, conductuales y evolutivas mucho más acentuadas y dispares que un aula para alumnos de un solo sexo".

Al mismo tiempo, Educación ha acordado no conceder el concierto que había solicitado al colegio femenino Peñalabra, del mismo grupo. El sindicato FSIE, mayoritario en España en la enseñanza concertada, no tiene constancia de que hasta la fecha se haya tomado en el resto de país una decisión similar a la que ha aprobado el Gobierno de Cantabria, a pesar de que sí se habían realizado advertencias en el mismo sentido por parte de otras comunidades.