La calidad de vida de los europeos en la vejez varía en función del país de residencia

Aunque los italianos y los franceses son los más longevos, los daneses disfrutan de mejor salud hasta su muerte

Los geriatras insisten en que su trabajo no es tanto aumentar los años a la vida, sino dotar de vida a los años. En los países ricos, donde la diferencia en las expectativas de vida es pequeña, esta frase alcanza pleno sentido. Un estudio que publica The Lancet sobre 10 países, incluida España, muestra lo importante que es esta visión.

El trabajo parte de hombres y mujeres de más de 50 años, y mide, por un lado, su esperanza de vida, y, por otro, cuántos de esos años están libres de enfermedad, entendida como tal que no se padezcan limitaciones que impidan la autonomía en las actividades cotidianas.

Si sólo se mira el primer aspecto, el de los años por delante, los suecos (80,3 años) y las francesas (85,4) son los más longevos, con los españoles en el cuarto puesto (79,5) y las españolas (85) en el segundo. Pero esta clasificación pega un brusco cambio si se tiene en cuenta la calidad de vida. Entonces, los daneses, aunque vivan algo menos (78,3 años los hombres y 81,9 las mujeres) son los que salen mejor parados. Viven algo menos, pero mucho mejor. Sólo pasan inhabilitados el 16,61% y el 24,45% del tiempo, respectivamente. Los españoles mantienen el cuarto puesto en esta clasificación, y las españolas quedan las quintas. Alemanes, finlandeses y estonios de ambos sexos pasan más de la mitad de sus últimos años de vida lo suficientemente enfermos como para no poder valerse por sí mismos.

Más información
Estudio sobre el envejecimiento de los europeos

El trabajo, que es una pura estadística, no resuelve la pregunta del millón. ¿Qué es preferible, vivir más o hacerlo mejor?

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS