Un centro catalán utiliza el teatro como terapia para jóvenes anoréxicas

La técnica completa a otro tipo de tratamientos psicológicos

Aprovechar el arte dramático para ayudar a enfermos de anorexia y bulimia a superar su problema. Esta es la terapia que utiliza un centro barcelonés, denominado Alba.

A través de ejercicios de interpretación, esta cura incide en las dificultades de cada persona anoréxica, como determinadas fobias, la emoción o el miedo, sensaciones que la misma enfermedad le impide demostrar.

El Centro Alba asegura que los resultados son asombrosos, aunque no se usa el teatro aisladamente, sino de forma paralela a otro tipo de tratamientos, como las sesiones de grupo o las entrevistas personales.

Junto a la musicoterapia o el arteterapia, el teatro es un espacio cerrado en el que las pacientes se enfrentan con el escenario durante una o dos horas y en el que descubren su autoestima y aprenden a aceptarse.

"El hecho de que estén interpretando y que no sean ellas mismas hace que se den cuenta de que pueden aprender de sus

personajes", asegura un responsable del centro. El objetivo es que "piensen si hago este papel y el personaje se siente bien, ¿por qué no aplicarlo?".

Lo más visto en...

Top 50