_
_
_
_

Cirugía de párpados: la operación estética más deseada en 2022

Supone casi un 10% de las operaciones estéticas realizadas en nuestro país. Sin embargo, no siempre es la mejor opción: los expertos nos descubren otras alternativas.

Eva Armas Gil

En lo poquito que llevamos de año, los especialistas ya han podido dilucidar cuáles serán las tendencias estéticas de 2022. Las últimas dos Nocheviejas, por las circunstancias, han sido un punto de inflexión aún mayor que todas las anteriores en el que todos hemos querido dejar atrás un año convulso. Y, quizá como propósito de año nuevo, las preocupaciones acerca de nuestro aspecto físico han sido una tarea a acometer en los prometedores meses que vemos venir. Desde ponernos a dieta hasta aprender a maquillarnos o, subiendo un escalón, someternos a alguna operación estética que nos haga vernos y sentirnos mejor. Pues bien, la de este año está clara: es la cirugía de párpados. Su popularidad ha aumentado en más de un 350% en los últimos dos meses, según Google Trends, y el término blefaroplastia -así es como se llama la intervención quirúrgica que acaba con los párpados caídos- ha crecido en un 80%. Y sumando.

¿La razón? Muy probablemente a tenor de los largos meses que hemos pasado sin quitarnos la mascarilla y dando cada vez más importancia a la parte superior del rostro: tanto a su aspecto como a su gran potencial para comunicarnos con ella. “La cirugía de párpados está en auge debido a la importancia que ha adquirido la mirada desde el uso de las mascarillas. La atención que le dedicamos a este aspecto ha aumentado y la demanda parece ser mayor”, indica el Doctor Javier Palazón, cirujano plástico de Clínicas Dorsia, a S Moda. «Lo que suele preocupar es el exceso de piel del párpado superior y la presencia de bolsas en el párpado inferior», añade.

Por supuesto, para dar con el tratamiento o la intervención apropiados, el primer paso es consultar con un especialista que pueda distinguir bien de qué problema se trata: y es que, aunque la blefaroplastia esté de moda, no tiene por qué ser lo más adecuado. 

¿Cuál es la mejor solución?

El procedimiento a escoger depende del problema que exista, las circunstancias personales y físicas de cada paciente y también de la causa que haya originado las bolsas o el descolgamiento del párpado. Los expertos nos hablan de diversos métodos que podrían funcionar.

1. Lifting. «A veces los pacientes no son conscientes del significado y la importancia de estas zonas del rostro para tener resultados significativos. Hay un gran número de ellos que vienen equivocados y pensando solo en la blefaroplastia, cuando la indicación real sería una elevación de la ceja y del tercio superior, corrigiendo el problema de forma significativa con el lifting coronal», cuenta el Doctor Antonio de la Fuente, Especialista en Cirugía Plástica, Estética y Reparadora, Miembro fundador y Ex Presidente de la Asociación Española de Cirugía Estética Plástica.

2. Resurfacing con láser de CO2. “Puede suceder que el problema en los párpados sea de laxitud, con piel sobrante y con pérdida de elasticidad debido al envejecimiento” -indica el Doctor Federico Feltes, dermatólogo de Clínicas Dorsia- “en esos casos, un resurfacing con láser de CO2 es una excelente solución”. La doctora Gema Pérez Sevilla, cirujana maxilofacial y experta en medicina estética facial, coincide: «Asistir las cirugías con láser disminuye el tiempo de recuperación y las complicaciones asociadas. Además, usando el cabezal incisional con el cabezal de resurfacing conseguimos que los tratamientos sean muy completos». Ella nos explica cómo se hace: «Se utiliza el blefaroláser, que es una técnica quirúrgica que elimina tanto el exceso de piel del párpado superior como las bolsas del párpado inferior, utilizando un láser de nueva generación, que combina la tecnología del CO2 incisional y fraccionado, con la radiofrecuencia más puntera. Se trata de un procedimiento ambulatorio que se realiza bajo sedación de alta seguridad. La duración de la intervención depende del caso y las zonas a tratar, pero suele ser entre 30 y 75 minutos».

3. Blefaroplastia. «Incluiría la resección de piel de párpado superior y/o inferior según necesidad, así como eliminar el exceso de bolsas grasas tanto a nivel superior como inferior», explica a S Moda el Dr. Palazón. Según datos de la AECEP, esta intervención de practica más a partir de los 50 años y es una de las más demandadas, llegando a alcanzar casi el 10% de las cirugías del país. Aquí añade un punto importante la Doctora Isabel Moreno, presidenta de la AECEP: «No solo se trata de una cirugía estética plástica, también puede realizarse con el objetivo de mejorar la vista. Se mejora la visión porque se elimina la piel del canto externo del ojo, ya que este exceso de tejido sobrante es el que perjudica la visión. Si hablamos de efectos secundarios positivos, al estirar la capa superior e inferior, automáticamente se reducen las líneas de expresión y signos de envejecimiento».

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Sobre la firma

Eva Armas Gil
Graduada en Comunicación Audiovisual y Máster en Comunicación Editorial por la Universidad Carlos III de Madrid, ha dedicado su carrera a medios digitales especializados en belleza, moda y estilo de vida. Ha escrito en las ediciones españolas de AD, Glamour, Grazia y Harper’s Bazaar y, ahora, hace lo propio en EL PAÍS y S Moda.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_