Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Muere un bebé que nació en una patera con destino a Canarias

La embarcación con 43 personas a bordo llevaba desde el día 5 de enero a la deriva, según una ONG

Desembarco de la patera en el puerto de Los Mármoles, en Lanzarote.
Desembarco de la patera en el puerto de Los Mármoles, en Lanzarote. EFE

Un bebé nacido a bordo de una patera que se dirigía a las islas Canarias ha fallecido durante la travesía. La embarcación, con 43 ocupantes, ha sido localizada por Salvamento Marítimo a 15 millas de Arrecife, en Lanzarote. Los efectivos de rescate han realizado maniobras de reanimación al bebé, pero no han podido salvarlo. Tras el desembarco, la madre ha sido trasladada al Hospital de Molina Orosa de la capital lanzaroteña en helicóptero.

La patera fue localizada alrededor de las doce de la mañana de este miércoles, después de que la ONG Caminando Fronteras, que recibió una llamada de los propios ocupantes de la embarcación, alertase a Salvamento Marítimo. La ONG ha informado de que la barcaza se encontraba a la deriva desde el pasado 5 de enero, cuando se quedó sin combustible, y que el parto se produjo en altamar.

Tras recibir el aviso, Salvamento Marítimo puso en marcha el operativo de rescate compuesto por la Salvamar Altair y el helicóptero Helimer 204. Tras localizar la embarcación se procedió a evacuar a los ocupantes de la patera entre los que se encontraba la madre y su bebé. Tras llegar al puerto de Los Mármoles, un amplio dispositivo de la Cruz Roja atendió a los migrantes en varios hospitales de campaña. En la embarcación también viajaba otra mujer embarazada que ha tenido que ser atendida en el muelle al presentar contracciones nada más bajar de la embarcación. Además de las dos mujeres fue ingresado en el hospital un niño de 13 años. 

La ruta atlántica vía Canarias es la más distante y, a su vez, la más peligrosa para llegar a España. El año pasado, hasta el 20 de diciembre, 170 personas habían muerto o desaparecido en esta travesía. En total, según la Organización Internacional para las Migraciones, 602 personas perdieron la vida intentando alcanzar las costas españolas por la ruta atlántica y mediterránea. La muerte de este bebé es el segundo fallecimiento registrado en la islas Canarias en lo que va de año después de que el pasado domingo otro migrante perdiera la vida a bordo de una patera localizada al sur de Gran Canaria.

Con el aumento de los controles por parte de las fuerzas marroquíes en el norte del país, las mafias están buscando nuevas rutas y llevan a los migrantes a asumir más riesgos para llegar a España. Las embarcaciones parten ahora con más frecuencia desde el sur de Marruecos y Mauritania, pero también desde Senegal y Gambia.

En un contexto de contención, en el que la inmigración irregular se ha reducido a la mitad en 2019, las llegadas por la vía canaria se doblaron en 2019 y alcanzaron las 2.698 personas. El crecimiento, que se evidenció en los últimos meses de 2019, preocupa a las autoridades españolas, tanto por la escasa capacidad de acogida de las islas como por la apertura de una nueva ruta migratoria más allá del Mediterráneo.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información