Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Urkullu: “El Gobierno vasco tiene disposición absoluta para garantizar la gobernabilidad de España”

El lehendakari plantea hacer un cordón sanitario en torno a la ultraderecha

El lehendakari, Íñigo Urkullu, en el pleno de control del Parlamento vasco, este viernes. En vídeo, Urkullu anuncia la "absoluta disposición" del PNV a que tire adelante el Gobierno PSOE- Unidas Podemos.

El lehendakari, Iñigo Urkullu, está dispuesto a arrimar el hombro para que el socialista Pedro Sánchez supere la investidura primero y consolide después un Gobierno estable entre el PSOE y Unidas Podemos. En una respuesta parlamentaria al portavoz de Elkarrekin Podemos, Lander Martínez, durante el pleno de control del Parlamento vasco de este viernes, ha mostrado su "absoluta disposición" a impulsar un Gobierno que dé “respuesta a los retos económicos, sociales, territoriales y políticos”. Para Urkullu la coalición de los partidos de izquierdas es "una oportunidad que hay que aprovechar", y ha destacado que ha surgido fruto de principios que tienen que inspirar la acción política, como el diálogo y el acuerdo. "No hay tiempo que perder. Nuestra disposición, del Gobierno vasco, en ese sentido también es absoluta", ha reiterado.

El lehendakari ha reclamado al futuro Gobierno español que priorice el cumplimiento íntegro del Estatuto de Gernika retomando el calendario de transferencias ya pactado después de las elecciones generales de abril. Aunque ha reconocido que todavía queda mucho por hacer ha respondido a Martínez que los últimos días han demostrado que con "voluntad, discreción, realismo y responsabilidad" es posible entenderse. Las palabras de Urkullu coinciden con el arranque de la negociación para formar nuevo Gobierno, en la que son cruciales los seis escaños de su partido, el PNV. Previsiblemente, el sí de la formación nacionalista será imprescindible para que la investidura de Pedro Sánchez salga adelante.

Urkullu también ha propuesto a los partidos del arco parlamentario vasco y por extensión a las formaciones que integran el Congreso de los Diputados, fijar un "cordón sanitario" en torno a Vox, para evitar que nuevos acuerdos con el partido de extrema derecha acaben por "blanquear" a la formación. “Debemos evitar actitudes que permitan homologar a Vox haciéndole partícipe de acuerdos institucionales o dando visibilidad a sus propuestas”, ha criticado sin citar al PP y a Ciudadanos, que se han apoyado en la formación que lidera Santiago Abascal para cerrar acuerdos de gobierno en Andalucía, Madrid y Murcia.

Urkullu ha planteado esta propuesta en el pleno de control que celebra este viernes el Parlamento vasco, en respuesta a una interpelación de EH Bildu respecto a su opinión sobre la intención de Vox de ilegalizar a los partidos independentistas. El lehendakari ha propuesto al resto de partidos un catálogo de medidas de respuesta ante la "amenaza" que representa el "neototalitarismo" de Vox, que ha conseguido 52 escaños en el Congreso tras las elecciones del 10-N. A su entender, este partido atenta contra la convivencia y la democracia con "su discurso xenófobo y populista”.

Urkullu ha enmarcado la creación de un cordón sanitario en torno a Vox dentro de una propuesta de cinco puntos que incluye, en el caso de Euskadi "valorar y reforzar el suelo" construido en Euskadi en materia de libertades democráticas, defensa de los derechos civiles y rechazo a las vías "represivas". "Conquistamos una convivencia libre del totalitarismo de la dictadura franquista; hemos conquistado una convivencia libre del terrorismo de ETA y la violencia", ha recordado, dejando caer que en ese contexto no se puede permitir que haya quien, vulnerando la Constitución, quiera ilegalizar partidos democráticos. "La convivencia y la cohesión social es nuestra primera fortaleza frente a cualquier neototalitarismo", ha dicho.

El segundo eje de la propuesta sería "profundizar en el compromiso con los valores democráticos", mientras que el tercero es la defensa del "acuerdo plural de las voluntades sociales mayoritarias en torno a los derechos fundamentales". El cuarto punto plantea reafirmar el compromiso con Europa "como espacio de unidad" y de promoción de los valores democráticos. El quinto y último consiste en el mantenimiento de "una unidad social y política europea que haga efectivo el peso de su mayoría democrática en defensa de la libertad y los derechos fundamentales".

Urkullu ha remarcado en varias ocasiones que “la actitud comprensiva" de PP y de Ciudadanos, aunque no los ha citado, lo que en Europa "se denomina poner una alfombra roja a la extrema derecha”, es lo que ha dado lugar “a una factura muy cara en las pasadas elecciones", en referencia a la representación lograda por la ultraderecha. “En Europa, en el Estado español y en Euskadi se pueden defender todas las ideas en democracia y sin recurso a la violencia”, ha dicho, pero a renglón seguido ha precisado que "pretender ilegalizar partidos democráticos o suprimir las autonomías es anticonstitucional”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información