Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rivera pide a Sánchez y Casado un acuerdo por escrito antes del 10-N para pactar reformas de Estado

El líder de Ciudadanos pretende un "compromiso de los tres candidatos constitucionalistas" de que la gobernabilidad del país no dependa de "populistas ni de nacionalistas"

Albert Rivera, en el Foro Nueva Economía, este viernes en Madrid. En vídeo, las declaraciones del líder de Ciudadanos. Foto: Gtres | Vídeo: Atlas

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha propuesto este viernes en Madrid un gran acuerdo entre "los tres líderes constitucionalistas" —entre los que incluye a Pedro Sánchez, líder del PSOE y a Pablo Casado, del PP. Además de a sí mismo— para que la gobernabilidad del país no dependa ni de "populistas ni de nacionalistas". Rivera exhorta a Sánchez y a Casado a firmar por escrito un pacto antes de las elecciones del 10 de noviembre "para hacer las reformas que el país necesita" con consenso entre los tres partidos.

"Pido a Sánchez y a Casado que firmemos y nos comprometamos los tres por escrito a competir [en las elecciones del 10 de noviembre], a proponer cada uno su proyecto, pero luego, el 11 de noviembre, gane quien gane, a remar todos en la misma dirección. No a remar con los que quieren romper España ni con los populistas", ha reclamado Rivera en un desayuno informativo. El líder de Ciudadanos aboga así por "un gran acuerdo entre el Ejecutivo y los principales partidos de la oposición no para formar un Gobierno, sino para hacer las reformas que el país necesita".

Rivera no plantea, por tanto, que PSOE, PP y Cs compartan el mismo Gabinete, pero sí una especie de gran coalición en el sentido de un pacto amplio entre los tres partidos para abordar reformas de Estado. "No estoy proponiendo un Gobierno, estoy proponiendo un horizonte. Una década de reformas que se inicien el 11 de noviembre", ha expresado. La idea del presidente de Ciudadanos es dar estabilidad al país entre los tres partidos, con el fin de evitar que el PSOE pacte con Unidas Podemos o los partidos nacionalistas e independentistas.

"Hago una reflexión: Sánchez decía que le dejen gobernar y que nos abstengamos [Cs y PP] sin condiciones ni reformas. Por el otro lado, se mataban por los sillones [PSOE y Unidas Podemos]. Mi pregunta es: ¿y si sale un Gobierno en minoría, sea de Cs, o sea, del PP o del PSOE? ¡Si no podemos hacer nada solos! Yo planteo un acuerdo entre el Gobierno y los principales partidos de la oposición, no para repartirse los sillones, sino para hacer las reformas que el país necesita", ha considerado Rivera.

El líder de Cs ha hablado de "los tres candidatos constitucionalistas" incluyendo a Sánchez y a Casado, aunque hasta ahora aseguraba que Sánchez se había apartado del constitucionalismo.

El pasado sábado, Ciudadanos levantó el veto al PSOE que había aprobado para llegar a cualquier acuerdo con los socialistas, y se abrió a pactar con Sánchez en torno a diez reformas. Ahora, Rivera ha avanzado en esa propuesta al plantear que Cs, PSOE y PP concurran a las elecciones del 10 de noviembre comprometiéndose por adelantado a pactar los grandes temas de país.

La pregunta que persigue al líder de Ciudadanos desde que dio a conocer este giro es por qué no propuso este mismo acuerdo hace dos meses, con el que habría podido evitar que se repitieran las elecciones. Rivera niega haber cometido algún error y defiende que planteó una abstención con condiciones a Sánchez en el momento preciso, "cuando fracasó con sus socios", es decir, cuando se confirmó que no habría acuerdo con Unidas Podemos. Además, argumenta que Sánchez "no ha querido en ningún momento hablar con Cs o con el PP". Sánchez contestó a la oferta in extremis de Rivera con una carta en la que decía que ya cumplía sus condiciones, sin proponerle una reunión. Pero en los meses anteriores, Rivera había rechazado en dos ocasiones reunirse con el líder socialista para hablar de la investidura. "¿Han escuchado alguna oferta o reforma de Sánchez a PP y Cs?", se ha preguntado hoy Rivera, que lanzó su oferta de abstención al PSOE el día que comenzaba la ronda de consultas con el Rey, cinco meses después de la convocatoria electoral de abril.

Ciudadanos quiere llegar a acuerdos de Estado para mejorar la natalidad, la educación, el sistema sanitario público y contra la despoblación. También suprimir “privilegios” de los políticos, como los aforamientos; bajar impuestos a las familias “siempre que se pueda”, pensiones “dignas, garantizadas y actualizadas”, un plan general contra la precariedad en el trabajo y una reforma de la ley electoral. La formación pide además que no haya “privilegios” de algunas comunidades sobre otras.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información