Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Casado acusa a Sánchez de provocar el “efecto llamada” a las mafias

Podemos critica al Gobierno por actuar “con retraso” en la crisis humanitaria

Bañistas en la isla de Lampedusa con el 'Open Arms' al fondo. En vídeo, declaraciones de Pablo Casado, sobre el 'Open Arms', este lunes.

El presidente del PP, Pablo Casado, ha acusado este martes al presidente en funciones, Pedro Sánchez, de provocar un “efecto llamada” con su política ante el drama de la inmigración en el Mediterráneo. “Nuestra preocupación es que, con la mala gestión de la crisis del Open Arms, vuelvan las mafias a presentar a España como el país receptor de cualquier tipo de embarcación donde desdichados inmigrantes son explotados por las mafias arriesgando su vida para intentar mejorar las condiciones en las que viven”, afirmó.

Pese a ello, Casado reconoció que la entrada irregular de inmigrantes por las costas andaluzas ha disminuido significativamente en el último año. La semana pasada habían alcanzado las costas españolas poco más de 18.000 personas, un 39% menos respecto al mismo periodo de 2018. “Las cifras son incontestables, se han atenuado”, asintió. A la tesis del efecto llamada se apuntó la líder madrileña de Vox, Rocío Monasterio, quien se mostró comprensiva con la actitud del ultraderechista italiano Matteo Salvini porque los políticos, alegó, “no pueden ser cómplices de los que trafican con personas”.

Casado y Monasterio hicieron estas declaraciones en la toma de posesión de la nueva presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso. Su vicepresidente, Ignacio Aguado, de Ciudadanos, criticó los “bandazos” de Sánchez en la crisis pero evitó hacerlo con los comentarios de Marcos de Quinto, diputado nacional y miembro de la dirección de Ciudadanos, que calificó en su cuenta de Twitter de “bien comidos pasajeros” a los inmigrantes rescatados en alta mar por el buque humanitario. El vicepresidente de Castilla y León, Francisco Igea, también de Cs, disculpó a De Quinto alegando que “todos tenemos días desafortunados”.

En Podemos, la eurodiputada María Eugenia Rodríguez Palop se convirtió en la voz crítica con la gestión del Gobierno de la crisis del Open Arms. “España ha reaccionado con retraso”, aseguró. “La demora en el sistema de reparto y la situación que se vive en el barco se podían haber evitado si el Gobierno hubiera actuado cuando, por ejemplo, Barcelona ofreció su puerto. Ahora es tarde”, abundó la eurodiputada, que se mostró “perpleja” ante las declaraciones de la vicepresidenta Carmen Calvo en las que, según su interpretación, “desliza responsabilidades sobre Òscar Camps”, fundador de la ONG.

“No hay que echarle un pulso a [Matteo] Salvini en los mismos términos que él actúa. Tenemos experiencia de hacerlo mejor, como sucedió con el Aquarius”, reclamó Rodríguez Palop remontándose a la crisis de hace un año, en la que el buque citado desembarcó en Valencia tras rescatar a 630 migrantes frente a las costas de Libia. La líder de Unidas Podemos en Europa aboga por la puesta en marcha de un Salvamento Marítimo Europeo público, similar al español. Y ha planteado ante la Comisión Europea la conveniencia de que se inicie un procedimiento de infracción contra Italia por su política migratoria, como ya se ha hecho con Hungría.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información