Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno vasco espera “intensificar y mejorar” las relaciones con Sánchez

El lehendakari descarta adelantar las autonómicas al considerar favorable el escenario que se abre tras los resultados de las generales

El portavoz del Gobierno, Josu Erkoreka y el de vivienda, Iñaki Arriola este martes tras el consejo de Gobierno.
El portavoz del Gobierno, Josu Erkoreka y el de vivienda, Iñaki Arriola este martes tras el consejo de Gobierno.

El Gobierno vasco cree que los resultados electorales del 28-A dibujan un panorama favorable para Euskadi y abren un abanico de nuevas posibilidades para mejorar la calidad de vida de todos los ciudadanos. El portavoz, Josu Erkoreka, ha explicado este martes tras el Consejo de Gobierno que, a la vista del reparto de escaños en el nuevo Congreso de los Diputados, espera "intensificar y mejorar" la relación con el nuevo Ejecutivo que presidirá el socialista Pedro Sánchez.

El Gobierno, que comparten en coalición el PNV y el PSE, confía en que la relación bilateral con el nuevo Ejecutivo socialista "será fructífera y de colaboración leal" en beneficio de la ciudadanía. Tras la moción de censura contra Mariano Rajoy, el PNV fue considerado un socio preferente del Gobierno central. Una situación que ha permitido desatascar numerosas inversiones y sobre todo abrir el proceso de negociaciones para transferir al País Vasco una buena parte de las competencias pendientes. La primera de ellas se materializó durante el periodo de la campaña electoral. Se trataba de la autopista AP68 en el tramo que discurre hasta la provincia de Burgos.

Erkoreka ha recalcado que la "expectativa" del Ejecutivo autónomo es que el PSOE "asuma la responsabilidad de formar Gobierno" y de esa manera mantener vigente la "agenda compartida" que han tenido ambos Ejecutivos en los últimos meses de la anterior legislatura. Una agenda que, según ha dicho el portavoz vasco, "incluye el compromiso del cumplimiento íntegro del Estatuto de Gernika por primera vez en la historia".

Erkoreka ha rechazado pronunciarse sobre si el mantenimiento de esa agenda compartida sería posible si el Gobierno de Sánchez contara con un hipotético apoyo de Ciudadanos, porque es al secretario general del PSOE y presidente del Gobierno en funciones al que corresponde decidir la "fórmula" con la que va a hacer "efectiva" la puesta en marcha de su Gabinete. Erkoreka no lo ha dicho, pero el PNV sí ha desconfiado de esa fórmula que a entender de sus dirigentes "sería nefasta" para Euskadi.

En ese contexto, de elecciones anticipadas en Euskadi, nada. No es que fuera la primera opción del lehendakari, Íñigo Urkullu, pero la decisión oficial se había postergado hasta conocer el resultado de las elecciones generales.  Erkoreka ha sido explícito y ha rechazado la posibilidad de adelantar las elecciones autonómicas que deberían celebrarse en diciembre de 2020. "El lehendakari fue rotundo al descartarlas antes del 28-A, y ahora todavía es más rotundo y contundente", ha recordado. El Ejecutivo interpreta los resultados en Euskadi en clave de apoyo a los socios de Gobierno. El hecho de que PNV y PSE-EE hayan salido reforzados en los comicios generales, refleja que los vascos "avalan" la gestión y la labor del Ejecutivo vasco.

También ha destacado la "singularidad" que ofrecen Cataluña y Euskadi, así como la alta participación, que ha superado a la de las elecciones de 2016 en más de nueve puntos. Sobre el futuro Gobierno central, el portavoz del Gobierno vasco ha considerado que "indiscutiblemente" le corresponde formarlo al PSOE tras su "triunfo" electoral y ha insistido en que el Ejecutivo vasco confía en "seguir manteniendo una relación interinstitucional como la del último año".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >