Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno quiere personarse en procesos por violencia sexual

El Ejecutivo no puede ya participar en el caso de La Manada porque está a falta de recurso

El Gobierno ha acogido con gran malestar la decisión de la Audiencia de Navarra de poner en libertad a los cinco miembros de La Manada condenados a nueve años de prisión por un delito de abuso sexual. El Ejecutivo manifestó este viernes su disconformidad con la decisión judicial desde el respeto a la justicia pero enfatizando su “sorpresa” por su puesta en libertad toda vez que “los hechos condenados son gravísimos”, incidió la ministra portavoz, Isabel Celaá. El Gobierno quiere reforzar la protección de las mujeres ante la violencia sexual y por eso estudia personarse en los procesos por este tipo de delitos en defensa de las víctimas.

“El Gobierno ha tomado el compromiso de estudiar que el Servicio Jurídico del Estado se persone como parte en defensa de las víctimas”, anunció la portavoz del Ejecutivo en comparecencia de prensa tras el Consejo de Ministros. Fuentes gubernamentales precisaron después que esa personación no será ya posible en el caso de La Manada porque está en fase de recurso, pero que se intentará para casos futuros. El Gobierno de Navarra ya está personado en el caso de La Manada.

La protección de las mujeres se quiere completar con dos actuaciones más: la formación de los jueces y magistrados en violencia de género y violencia sexual (el PSOE ya ha registrado en el Congreso una proposición de ley con ese objetivo) y una reforma del Código Penal para clarificar el tipo penal de violación, que el Ejecutivo está analizando.

“El Gobierno se hace eco de la alarma social, de la preocupación de España y de las mujeres en particular a las que vamos a proteger”, comprometió Celaá. “Ella dijo no”, subrayó.