Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los profesores también quieren equiparación salarial

El sueldo de los funcionarios docentes varía más de 600 euros brutos al mes en función de la comunidad en la que impartan clase

Una maestra con sus alumnos en un colegio público de Madrid.
Una maestra con sus alumnos en un colegio público de Madrid.

Profesor de Informática en un instituto. Mismas funciones, mismo horario e igual antigüedad en el puesto. Si el docente es funcionario en el País Vasco, su sueldo bruto mensual asciende a 2.757 euros. Si imparte clases en Baleares, cobrará 2.099. En medio, toda una escala de sueldos que va desde los que perciben más (los navarros y manchegos, tras los vascos) a los que menos (Madrid y Asturias junto a Baleares). Tras la movilización de policías y guardia civiles, que reclamaron con éxito la equiparación con los mossos, es el turno de los docentes, que han empezado a organizarse, aunque su situación tiene algunas diferencias con las fuerzas de seguridad del Estado. Son también un cuerpo estatal, pero sus sueldos los pagan las autonomías.

Los primeros en iniciar una campaña específica para docentes han sido los representantes del sindicato de profesores ANPE, que reclama en una plataforma digital  la “equiparación docente ya” con una petición dirigida al Ministerio de Educación. Hasta ayer por la tarde su solicitud sumaba casi 18.000 firmas de apoyo.

Los profesores también quieren equiparación salarial

Las diferencias de profesores de secundaria se dan también entre maestros de primaria, según los datos facilitados por ANPE (ver gráfico) que coinciden sustancialmente con los elaborados también por UGT. Las centrales sindicales redactan informes periódicos con los salarios, que siempre reflejan diferencias. En el caso de los maestros, la horquilla varía 548 euros brutos para un recién llegado a la profesión entre los docentes de Euskadi (2.382) y los de Baleares (1.834). El salario base, como ocurre con los profesores, es el mismo en casi todos los casos. Son 978,3 euros para maestros en todas las comunidades salvo Navarra, con 1.549,7 euros de salario base. Pero luego se aplican complementos que varían por autonomías y que son los que provocan las diferencias finales.

“No tiene sentido que existan estas diferencias”, subraya Nicolás Fernández Guisado, responsable de ANPE. “Los docentes tienen movilidad por todo el territorio y no puede ser que haya estas desigualdades en la retribución”, critica Fernández Guisado, que recuerda, además, que durante la crisis estos funcionarios han perdido poder adquisitivo mientras se aumentaban los horarios lectivos. Pide que, si se mantiene la negociación del Pacto de Estado por la Educación, se incluyan y valoren estas reivindicaciones que nacen inspiradas por las que han protagonizado las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado.

Los profesores también quieren equiparación salarial

Los policías y guardias civiles cerraron a final de febrero un preacuerdo con el Gobierno que contempla que los agentes perciban en 2020 el mismo sueldo que un mosso d’esquadra en un puesto y categoría similar. Si lo asumen todas las partes, en tres años los policías ganarán 561 euros más brutos al mes; y los guardias civiles 720 euros más.

En el caso de los docentes, recuerda Maribel Loranca (UGT), la situación se complica porque hay más interlocutores. “En las retribuciones básicas no hay diferencias, sino en lo que se negocia en las comunidades”, recuerda antes de cargar contra la propuesta de ANPE: “No tiene ningún sentido mandar una carta al ministro. A los trabajadores hay que decirles claramente en qué foro negociarlo y cómo”.

De la misma opinión es Paco García, responsable de Enseñanza en Comisiones Obreras. “Claro que estamos a favor de la equiparación salarial, pero hay que abrir un debate serio y riguroso. Y la primera consideración es a quién se pide la equiparación”. García asegura que CC OO prepara también una campaña de movilización que quieren lanzar próximamente.

Desde CSIF, Mario Gutiérrez añade que su sindicato inició ya en noviembre una campaña para denunciar las diferencias salariales de los funcionarios estatales y autonómicos, no solo de los docentes. En su nota de noviembre, denunciaban que el Estado paga de media un 25% menos a sus empleados públicos en relación con las autonomías. “No se puede pedir que el Ministerio de Educación homologue los salarios de profesores salvo que se acabe con las autonomías”, repite Gutiérrez. “Nosotros no queremos engañar a nadie”.

Fe de errores

En una primera versión de este artículo se decía, por error, que el responsable de ANPE se llama Nicolás Redondo y el de CSIF, Mario Fernández.