Condenada por cobrar la pensión de un trabajador fallecido durante 16 años

La Audiencia de Almería impone un año de prisión a una mujer que se apropió de 108.000 euros

Tumbas del cementerio de Aznalcóllar (Sevilla).
Tumbas del cementerio de Aznalcóllar (Sevilla).Paco Puentes

La Audiencia de Almería ha condenado a un año de cárcel a una mujer acusada de cobrar durante 16 años la pensión de jubilación de un fallecido y apropiarse así de más de 108.000 euros. La mujer condenada, de iniciales M. L. y 55 años, ha reconocido los hechos que se le imputaban en el juicio celebrado este lunes en la Sección Tercera de la Audiencia y se ha conformado con la pena de un año de prisión interesada por el fiscal, que ha modificado el escrito de calificación en el que pedía una condena a tres años y seis meses de prisión.

Más información
¿Qué pasa con el dinero de una cuenta bancaria cuando fallece su titular?
Cobrando la pensión desde la tumba

Al margen de la pena privativa de libertad, la acusada ha sido condenada a pagar una indemnización de 77.000 euros como autora de un delito de apropiación indebida y al pago de una multa de seis meses a razón de dos euros al día, frente a los 12 meses con una cuota diaria de diez euros que solicitaba inicialmente el ministerio público.

La mujer era cotitular de la cuenta corriente del fallecido, quien era beneficiario de una pensión de jubilación procedente de incapacidad permanente absoluta. En concreto, la pensión, con una base reguladora de 66,97 euros, era ingresada en la mencionada cuenta desde febrero de 1976. El citado beneficiario falleció en enero de 1997 pero el hecho no fue comunicado o constatado de cualquier forma por la Dirección Provincial del Instituto Social de la Marina, por lo que se continuó ingresando la pensión en la cuenta corriente.

De este modo, la mujer, con el "exclusivo propósito de obtener un beneficio patrimonial propio y a sabiendas de la ilicitud de su actuación", extrajo periódicamente el importe de la pensión de la cuenta y lo incorporó a su patrimonio.

Así lo hizo desde febrero de 1997 hasta enero de 2013, fecha en que la Dirección Provincial del Instituto Social de la Marina tuvo conocimiento del deceso.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

La cuantía total de las pensiones abonadas fue de 108.698,63 euros si bien la entidad bancaria donde se depositaban ha reintegrado 35.198,54 euros correspondientes a los abonos realizados en la cuenta durante los últimos cuatro años. El fiscal interesaba que la acusada abonase una indemnización de 73.500,09 euros.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS