Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una española, entre los muertos en el terremoto de Italia

La granadina Ana Huete, de 27 años, estaba de vacaciones en la zona del seísmo con su marido italiano

Ana Huete, con su pareja.

El Ministerio de Asuntos Exteriores ha confirmado a EL PAÍS la muerte de una joven española a causa del terremoto registrado ayer en Italia. Se trata de la granadina Ana Huete, de 27 años, que estaba de vacaciones en la zona del seísmo con su marido italiano, según había indicado la Cruz Roja.

Ana Huete era natural de la ciudad andaluza y había vivido con sus padres y su hermano pequeño en la conserjería de una urbanización ubicada en la capital granadina, próxima al centro escolar en el que estudió, el Colegio Cristo de la Yedra. Su familia, una vez que su padre se jubiló, se trasladó al municipio de Víznar (Granada). Huete residía actualmente en la capital granadina junto a su marido Christian, de nacionalidad italiana y con el que regentaba una pizzería de la Avenida Constitución, en el centro de Granada.

Había viajado a Italia junto a su marido para pasar juntos unos días de vacaciones y estar con la familia de éste en la aldea de Illica, situada en la provincia de Rieti (región del Lazio). Esta zona ha sido la que se ha llevado la peor parte del seísmo, ya que pertenece a Accumoli, epicentro del terremoto de 6 grados y a 4 kilómetros de profundidad. Todavía se puede apreciar el cartel que cuelga desde hace una semana en la puerta de su pizzería, que reza "cerrado por vacaciones".

Los padres de Ana Huete, que recibieron la noticia por una llamada del marido de la fallecida, se desplazarán mañana por la mañana a Italia con el fin de repatriar el cuerpo a Granada. Ambos se trasladaron al aeropuerto de Málaga para partir de inmediato a Roma, pocas horas después de recibir la llamada del cónyuge de Ana Huete, que está herido, pero sin resultar grave. El resto de familiares de la fallecida se trasladaron a la casa de los padres de Huete en el municipio de Víznar, donde permanecen a la espera de conocer más detalles. Todos intentaron contactar con ella durante la jornada de este miércoles, aunque sin éxito. Serían la Cruz Roja y Christian, el marido de Huete, los primeros en confirmar la noticia de su muerte.

El municipio de Alfacar, donde nacieron los padres de Ana Huete, y la localidad de Víznar, en la que actualmente residen, celebran sus fiestas locales, ya que distan solo cuatro kilómetros entre sí. Ambas localidades permanecen aún conmocionadas por el anuncio de la muerte de Huete. La alcaldesa de Alfacar. Fátima Gómez, ha explicado que se reunirá con el resto de concejales del Consistorio para decidir si suspenden sus fiestas y anunciar tres días de luto si existe unanimidad entre los grupos.

Por otra parte, todos los amigos de Ana Huete, muchos de ellos del Colegio Cristo de la Yedra, ya han mostrado sus condolencias a través de distintas redes sociales como Facebook. "Ahora hay una estrella más en el cielo. Todo mi apoyo a la familia Huete", manifestaba Raúl Pedrosa, amigo de la infancia de la fallecida. Otros plantean la posibilidad de aportar todo lo posible para ayudar a repatriar el cuerpo de Huete si fuera necesario.

Los profesores del centro escolar Cristo de la Yedra también se han sumado al dolor por la pérdida de una alumna que pasó allí su infancia. "Ha sido una pérdida muy triste, nadie esperaba que pudiera pasar algo así. Fuerza para toda la familia", explica uno de los educadores del colegio. Ya se han iniciado los trámites para el traslado del cuerpo a Granada, donde será enterrada.

El profesor José Ricardo Liria fue su tutor: "Mis emociones se desbordan ante una noticia tan triste y dramática. Se acumulan mil recuerdos de su imagen en mi pensamiento, desde que era una niña jugando, disfrutando, riendo... en los patios del cole, hasta hacerse ya una mujer llena de vida, proyectos, ilusiones. Ese es el objetivo de un maestro, enseñar y acompañar y acompañar en un proyecto de vida. Por eso faltan las palabras ante la incomprensión de por qué una vida plena se termina de esa forma. Ella nos ha dejado lo mejor que era su eterna sonrisa".

Todavía se desconoce quién será el encargado de repatriar el cuerpo. Desde el Estado ya han apuntado que no existe intención por el momento de asumir el gasto.

Desde la madrugada del miércoles, cuando un terremoto de 6 grados en la escala de Richter sacudió el centro de Italia, donde ha causado 247 muertos, centenares de heridos y numerosos desaparecidos, la embajada y el consulado han estado en contacto con las autoridades italianas para conocer la situación de los españoles que podrían encontrarse en las localidades afectadas.

Exteriores hizo un llamamiento para que los ciudadanos españoles que pudieran estar en la zona devastada comuniquen su estado y un teléfono de contacto (+39 335 33 34 38) donde se atienden llamadas de emergencia.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información