Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP opta por un formato para el debate de investidura como el que criticó en marzo

Rajoy será el único en intervenir el martes a las 16.00 y será replicado el miércoles

Aprobado por unanimidad el reparto de los escaños en el hemiciclo de la Cámara

Rosa María Romero, Ana Pastor y Alicia Sánchez-Camacho, este jueves.

Mariano Rajoy subirá a la tribuna de oradores del Congreso el martes 30 a las 16 horas. El día siguiente le darán réplica todos los portavoces de mayor a menor y se votará ese mismo día. Ana Pastor, presidenta del Congreso, comunicó este jueves a la Mesa de la Cámara que ese será el formato del debate, el mismo que usó Pedro Sánchez en marzo y que el PP rechazó con dureza por entender que se dedica una jornada entera solo a la intervención del candidato.

El PP y la presidenta del Congreso, Ana Pastor, han optado por un modelo de debate de investidura como el que se utilizó en marzo con Pedro Sánchez y que provocó las reiteradas y duras protestas del Grupo Popular.

El debate se iniciará el martes por la tarde y hasta el día siguiente no hablará el resto de grupos, para que se vote a última hora de la tarde del miércoles. Si como parece no hay mayoría absoluta se volverá a votar el viernes por la noche en busca de una mayoría simple que tampoco está al alcance del PP en este momento y, muy probablemente, tampoco lo estará dentro de una semana. Desde el miércoles 31 correrá el plazo de dos meses para la repetición de elecciones si no hay otra investidura con éxito antes.

En los últimos días, desde la presidencia y desde el PP se dijo que se volvería a un modelo tradicional, es decir, que el martes por la mañana hable Mariano Rajoy y por la tarde de ese mismo día todos los grupos de mayor a menor. Este jueves Pastor rectificó en la reunión de la Mesa del Congreso.

"Tomé la decisión de que empezara a las cuatro de la tarde, pensando en que cada grupo pueda tener tiempo para analizar las propuestas. Es mi competencia y así la he ejercido", se limitó a decir Pastor cuando fue preguntada por la contradicción y la rectificación..

La decisión no es intrascendente porque en marzo, cuando el entonces presidente del Congreso, el socialista Patxi López, fijó un modelo igual para la investidura de Pedro Sánchez, el PP protestó por entender que se reservaba un día para la propaganda del candidato del PSOE. Incluso, el Grupo Popular presentó duros escritos ante la Mesa para pedir el cambio del modelo y evitar así que durante un día los titulares fueran solo para Sánchez.

Rafael Hernando, portavoz del PP, dijo el 1 de marzo que el entonces presidente del Congreso permitió que el primer día de debate fuera "un monólogo" de Sánchez. Habló de "caciquismo" y "falta de respeto a la Cámara" por parte de Patxi López.

El PP opta por un formato para el debate de investidura como el que criticó en marzo

 

“Mamporrero”

 

Hernando llamó a López "mamporrero del PSOE" por su decisión sobre el debate y envió una carta al presidente de las Cortes en la que hablaba de beneficiar al candidato del PSOE y aseguraba que la ordenación del debate era "disparatada".

Ahora el PP rectifica y se desdice como hizo con la exigencia de que el debate de investidura fuera inmediatamente después de que el Rey designara candidato.

En la reunión de la Mesa se aprobó por unanimidad el reparto de escaños en el hemiciclo, después de que los diputados de la antigua Convergència, que ahora no tienen grupo propio, hayan pasado al Grupo Mixto. Estos ocho escaños serán ocupados por diputados de Podemos, que acepta el acuerdo aunque no lo comparta plenamente.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información