Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Círculo de Empresarios prepara una declaración apelando al ‘seny’

Las organizaciones empresariales se movilizan para llamar al "sentido común" a los catalanes

Atlas

Si, aparte de las declaraciones de Fomento, la comunidad empresarial se ha movido en una buscada ambigüedad para intentar evitar la confrontación con los poderes políticos, la convocatoria de las elecciones del próximo 27 de septiembre en Cataluña parece haber movilizado al conjunto de las organizaciones empresariales y a buena parte de la comunidad inversora casi al unísono.

El Círculo de Empresarios prepara una declaración, que publicará antes de los comicios regionales, en la que apelará al seny, al sentido común, de la sociedad catalana "porque no parece que el seny se vaya a imponer entre sus gobernantes", admite Javier Vega de Seoane, presidente de la organización empresarial. "Parece mentira que gente tan viajada y tan instruida pueda cometer ese enorme disparate", recalca.

La intención inicial era publicar una declaración conjunta con el Círculo de Economía y el Círculo de Empresarios Vascos "pero parece que finalmente cada uno emitirá su propio comunicado; cada uno quiere incorporar distintos matices", explica el presidente de la organización madrileña. Vega de Seoane también confiesa que el empresariado catalán se ha confiado durante estos años en que la tensión entre el Gobierno central y el catalán iba en aumento, en la esperanza de que al final se impondría la cordura y que los temas se iban a reconducir. "Pero creo que la ciudadanía se impondrá. Por eso haremos un llamamiento a la sociedad".

Lo cierto es que los empresarios catalanes han evitado durante mucho tiempo pronunciarse sobre la cuestión de la independencia. De hecho, el primer colectivo empresarial en advertir de las serias consecuencias económicas y políticas que tendría la independencia unilateral de Cataluña fue un grupo de unos 70 directivos y empresarios alemanes en Cataluña que, en febrero del año pasado, publicaron la denominada Declaración de Barcelona. En ese documento, los ejecutivos advertían de las "nefastas consecuencias" que tendría para Cataluña su independencia de España, ya que se quedaría fuera de la Unión Europea y sería "dudoso" que pudiera mantener el euro como moneda.

"La declaración del Círculo de Empresarios pondrá el acento en que la independencia no beneficia a nadie, pero que resulta especialmente perjudicial para Cataluña. Si la región ha logrado ser una de las más dinámicas y prósperas de Europa, no le habrá ido tan mal dentro de España. Es una relación muy positiva para todos", apunta Vega de Seoane.

Esperar a las generales

El Círculo, en todo caso, "no va a aceptar que los comicios tengan carácter plebiscitario" y apela a mantener el diálogo. "Tomar una decisión tan drástica [como la independencia] a tres o cuatro meses de unas elecciones generales que anticipan cambios profundos en el Gobierno no tiene sentido. Es mejor esperar y ver qué pasa. En democracia todo se puede hablar", señala.

El empresario asturiano reconoce que cuando hay un problema emocional "seguro que se ha metido la pata por los dos lados y no niego que desde el Gobierno se hayan cometido errores en una etapa muy difícil desde el punto de vista económico", concede. "Otra cosa es el ámbito legal y ahí los errores se han cometido solo por una de las partes", incide.

La Junta Directiva del Círculo de Empresarios aprobará la declaración a mediados de mes.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >