Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Toni Cantó, las polémicas del diputado tuitero

Momentos estelares en Twitter, desde dar por ciertos datos sin contrastar a imitar a Rajoy

Toni Canto Ampliar foto
Toni Cantó anuncia su renuncia a su escaño en el Congreso. EFE

El actor Toni Cantó (Valencia, 14 de enero de 1965) inició su transición a la política que ahora abandona en 2007, cuando participó en la fundación del partido local Vecinos por Torrelodones, con el que se presentó a las municipales pero no resultó elegido. Tres años después, Rosa Díez lo fichó para UPyD, partido con el que sí logró un escaño por Valencia.

El rap de Cantó para la campaña electoral de 2011

Como diputado de UPyD, ha firmado más de 240 iniciativas y ha intervenido en la Cámara en 752 ocasiones, de acuerdo con la página web del Congreso de los Diputados. Pero el paso por la política del actor, conocido por series como 7 vidas o películas como Todo sobre mi madre, será recordado por sus incendios en Twitter, red social en la que tenía 23.400 seguidores cuando desembarcó en UPyD. Hoy son más de 180.000.

La primera de sus polémicas más sonadas fue tuitear un vídeo en el que se hacía estallar Canal 9 con un misil como "solución al déficit" en enero de 2012. El político calificó la polémica de desproporcionada, matizó su mensaje y expresó su solidaridad con los trabajadores de la cadena pública valenciana.

En febrero de 2013, se convirtió en trending topic al afirmar que "la mayor parte de las denuncias por violencia de género son falsas y los fiscales no las persiguen". presionado por la indignación general y su propio partido, el diputado pidió perdón y admitió su "grave error" por difundir "datos no contrastados" sobre denuncias de mujeres que padecen violencia de género de la Federación de afectados por las leyes de género (Feder.Gen).

Pocos meses después la volvió a liar, al burlarse en Twitter de la dicción del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. Hasta su jefa de filas le llamó al orden y calificó la broma de "improcedente" e "inadecuada", aunque días después trasladó "toda la confianza" del partido a Cantó, de quien dijo que era "un buen diputado".

En otra de sus intervenciones más polémicas en Twitter se quejó de las "facilidades" de Arnaldo Otegi para tuitear desde la cárcel, cuando, tal y como le hicieron ver desde la red social, los presos no tienen acceso a Internet ni a teléfonos móviles. Es otra persona la que lleva la cuenta de Otegi.

Estos y otros resbalones, como tuitear una noticia de 2008 como si fuera actual, le han convertido en blanco recurrente de bromas en la red, como el vídeo de la colleja sin fin:

Su despedida política le ha llevado a ser, de nuevo, de lo más comentado en Twitter, donde ha prometido no hacer más declaraciones por una temporada.

Más información