Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cañete ataca a Rubalcaba para demostrar que “PP y PSOE no son lo mismo”

El candidato popular ensalza a Madrid como modelo de gestión frente a Andalucía

González y Botella vinculan las europeas con las elecciones municipales y autonómicas

Aguirre: "El populismo más pernicioso es el nacionalismo"

Uno de los mensajes que más explotan Izquierda Unida, UPyD y los llamados partidos minoritarios sitúa a PP y PSOE en el mismo escenario, sobre todo en relación con la política económica. Ante unas elecciones que medirán el desgaste del bipartidismo, los líderes populares y socialistas deben esforzarse en demostrar lo contrario. Esto es, que los proyectos de sus candidatos, Miguel Arias Cañete y Elena Valenciano, no son lo mismo. En eso viene insistiendo desde hace meses el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba. Y hoy este argumento ha entrado en la campaña de las europeas de la mano del exministro de Agricultura.

“Don Alfredo Pérez Rubalcaba ha dicho una cosa que era verdad. Que el PP y el socialismo no son lo mismo. Estamos de acuerdo, no son lo mismo”, ha arremetido hoy Cañete en Madrid ante un millar de interventores y apoderados de su partido. Una muestra del hecho diferencial entre ambas formaciones es -los populares no se cansan de repetirlo- la herencia de los Gobiernos de José Luis Rodríguez Zapatero. A él se ha referido abiertamente el cabeza de lista: “Se achantó, se metió en el burladero, perdió 42.000 millones de euros, la siesta más cara de la historia”.

“No somos lo mismo, de ser el problema a ser la solución. No somos lo mismo, qué razón tiene usted, don Alfredo”, ha proseguido. “No es lo mismo nuestro planteamiento en política social. La política social socialista es lo mismo que la política medioambiental. Mucho eslogan, mucha propaganda, porque no es posible una buena política social sin buena política económica. Rubalcaba, Valenciano no es lo mismo”. Y ha insistido: "Señora Valenciano, a la hemeroteca y a tomar fósforo para la memoria".

Cañete ha cargado contra su principal rival, a la que insiste en identificar con “banderas feministas trasnochadas”. “La verdadera política de igualdad se llama conciliación y trabajo femenino. ¿Cómo va a defender Miguel Arias Cañete a las mujeres? Con la economía, con el trabajo”, ha afirmado antes ensalzar a Ignacio González y Ana Botella como ejemplo de gestión: “Valenciano dijo quiero llevar a la UE el modelo de gestión de Andalucía. Acabáramos. Pues yo quiero el modelo de Madrid, que es un modelo de crecimiento económico, un modelo de empleo”.

El presidente de la Comunidad, la alcaldesa de Madrid y Esperanza Aguirre, presidenta de los populares madrileños, han acompañado al cabeza de lista lanzando mensajes de apoyo a las víctimas del terrorismo y contra el nacionalismo. Aguirre ha cargado contra "el populismo más pernicioso: el nacionalismo". González y Botella han vinculado además las elecciones del 25 con los comicios autonómicos y municipales de 2015. “Si queremos ganar claramente las autonómicas y municipales y generales del año que viene tenemos que empezar por ganar claramente las elecciones del día 25. La historia del voto de castigo no se sostiene por ninguna parte. Voto de castigo es el disfraz que le ponen a un mal resultado. Ese siempre es voto perdido”, ha considerado la regidora de Madrid.

También ha intervenido la sustituta de Cañete al frente del Ministerio de Agricultura, Isabel García Tejerina, quien ha vuelto a escudarse en la herencia y ha tratado de conjurar la abstención. “EL PP”, ha dicho, “entregó a los socialistas España siendo un Titanic y nos devolvieron una patera. El no votar será castigar a nosotros mismos. No votar o contemplar otra opción es al final castigar a los ciudadanos españoles”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información