Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La fiscalía quiere que se investigue por qué se informó antes del fin de la operación

El ministerio del Interior envía un comunicado a los medios que anula minutos después

El Gobierno vasco muestra su "estupor" ante las "confusas y contradictorias" informaciones

El ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, en su comparecencia ante los medios.

El Ministerio del Interior ha anunciado este miércoles la operación contra el entramado de control de los presos de ETA antes de que esta hubiera sido culminada por la Guardia Civil. La Fiscalía de la Audiencia Nacional quiere que se abra una investigación para esclarecer lo ocurrido, según han informado a Efe fuentes fiscales, que han considerado "obligado" investigar, porque consideran "lamentable que una operación de esta envergadura se vaya así al traste". Fuentes de Interior han asegurado a EL PAÍS que las ocho  detenciones previstas se han llevado a cabo. El fiscal decidirá este jueves si abre diligencias o pide al juez que se inicie una investigación. 

El departamento que encabeza Jorge Fernández Díaz envió a las 15.06 una nota de prensa en la que anunciaba la "detención de varios miembros de ETA en el País Vasco y Navarra". Esta comunicación de avance señalaba también que "las detenciones se han realizado mientras se celebraba una reunión orgánica en el interior de una de las sedes de los abogados defensores" de los miembros de ETA, y afirmaba que seguiría una ampliación a la información.

Sin embargo, apenas media hora más tarde, a las 15.34, Interior enviaba la misma nota con un sorprendente encabezamiento en rojo: "La información enviada sobre esta operación antiterrorista queda anulada a todos los efectos". Fuentes del ministerio informaron que la nota de las 15.06 había sido remitida por error, ya que los agentes del Servicio de Información del instituto armado aún no habían terminado la operación, y temían que la precipitación llevara a alguno de los buscados a escapar a la acción de la justicia.

El Gobierno vasco ha mostrado después su "estupor" ante las "confusas y contradictorias" informaciones emitidas hoy sobre la operación de la Guardia Civil. A través de una nota de prensa, el Ejecutivo de Iñigo Urkullu ha indicado que no opinará sobre lo ocurrido "hasta conocer y aclarar todos los detalles y el alcance", pero ha insistido en que "espera que esta operación policial esté plenamente justificada en un momento en el que en Euskadi se está viviendo un nuevo tiempo, en un proceso complejo de construcción de paz, ilusión y esperanza".

Más información