CiU quiere que sea delito llamar nazis a políticos y gobiernos democráticos

El Congreso debate una moción sobre los movimientos ultras tras la agresión a Blanquerna Xuclá: “La banalización del nazismo debe ir al Código Penal” Llamazares: “Hay que tipificar la exaltación del franquismo"

El debate sobre la impunidad ante la exaltación del nazismo y de símbolos autoritarios es imparable. CiU provocará este martes la votación de una moción defendida por el diputado Jordi Xuclá en la que se pide incluir en el Código Penal “la banalización del holocausto o del nazismo a través de la utilización de símbolos nazis y totalitarios”. Pero no solo eso, ya que el grupo catalanista quiere que también sea delito si se califica de “nazi, nazista o nazismo” a políticos, instituciones o entidades democráticas. Esta referencia no es baladí dado que esporádicamente los nacionalistas reciben ese calificativo. A algunos grupos, como Izquierda Plural, les parece imprescindible incluir en la penalización los símbolos franquistas, como señala el diputado Gaspar Llamazares. El grupo popular aún no ha decidido el voto, pero adelanta que tampoco pueden quedar impunes quienes “utilizan la lengua y la nación para excluir”.

El detonante fue el asalto de un grupo de ultraderechistas el pasado 11 de septiembre al centro cultural catalán Blanquerna de Madrid. Ese asalto, junto a la naturalidad con la que ultraderechistas exhiben símbolos franquistas, ha removido las aguas del Congreso. El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, compareció a iniciativa propia hace diez días para informar de esos hechos pero se encontró con una oposición demandante de acciones concretas con la ultraderecha. Él habló de todos los grupos ultras, tanto de derecha de izquierda y anarquistas aunque pidió a la oposición que no se airearan mucho estos asuntos toda vez que no quería dar pistas de la vigilancia estrecha que la policía ejercer sobre ellos.

A pesar de la recomendación gubernamental de discreción, el debate es imparable. El diputado Jordi Xuclá de CiU defenderá el martes una moción sobre este asunto, que es consecuencia de la interpelación que presentó al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, la pasada semana. Nazismo, sus símbolos, holocausto…. Sí, pero no solo se debe incluir en el Código Penal o deben ser objeto de persecución esas referencias, según reclama el diputado de Izquierda Plural, Gaspar Llamazares. Este pedirá que se incluya la exaltación del franquismo y la utilización de sus símbolos como resulta habitual sin que nada ocurra.  “No se puede banalizar el nazismo pero tampoco el franquismo”, apostilla Llamazares.

Por su parte, el PP hará sus aportaciones al estimar que no solo deben ser reprochables "conductas pasadas", sino que deben sentarse las bases “para que nunca la raza, la religión, el sexo, la lengua y la nación puedan utilizarse para excluir y enfrentar”. Así lo dijo en respuesta a la interpelación de Xuclá, el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, y su criterio será recogido el martes por el grupo popular.

El debate de esta moción va a servir para conocer qué disposición tiene cada grupo en la discusión que ahora empieza sobre la reforma del Código Penal. CiU propone como “agravante” el delito que se cometa por motivos racistas, antisemitas, ideológicos, de religión, de etnia, de nación, de identidad sexual, por enfermedad o discapacidad” y los que se promuevan contra “personas sin hogar”, es decir, a los indigentes. Parece que todos los grupos dicen lo mismo pero tras los principios generales de condena a la violencia que a todos unen, los énfasis se ponen en distintos apartados.

Sobre la firma

Anabel Díez

Es informadora política y parlamentaria en EL PAÍS desde hace tres décadas, con un paso previo en Radio El País. Es premio Carandell y Josefina Carabias a la cronista parlamentaria que otorgan el Senado y el Congreso, respectivamente. Es presidenta de Asociación de Periodistas Parlamentarios (APP).

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS