Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Rey elige un centro privado para operarse este martes la cadera infectada

El doctor Cabanela dirigirá la intervención en el Hospital Universitario Quirón

El Rey se operará mañana de la cadera izquierda en el Hospital Universitario Quirón, de Madrid. La Zarzuela barajó varias opciones, entre ellas, centros públicos y privados, y sopesó las críticas que podría recibir: si optaba por uno público, de quienes aguardan en las listas de espera; y si elegía uno privado, de aquellos que lo interpretarían como un desprecio a la sanidad pública en plena oleada de recortes. Finalmente, se han decantado por un centro privado. El coste de la hospitalización correrá a cargo de la asignación para la Casa del Rey de los Presupuestos Generales del Estado, que para este año es de 7,9 millones de euros.

Fue el doctor Miguel Cabanela, que dirigirá la intervención quirúrgica, quien propuso el Hospital Universitario Quirón. La Zarzuela, tras visitar varios centros, decidió que era la mejor opción también por las facilidades en cuanto a las medidas de seguridad. La Casa del Rey admitió el pasado viernes que habían barajado la posibilidad de trasladar a don Juan Carlos a EE UU para realizar allí la intervención, pero finalmente se descartó. En España las condiciones de los centros hospitalarios son “ampliamente suficientes”, declaró el jefe de la Casa, Rafael Spottorno. El desplazamiento, además, habría multiplicado las especulaciones sobre la salud del Monarca.

Vídeo promocional del Hospital Universitario Quirón.

Don Juan Carlos no ha suspendido su agenda de trabajo para hoy y recibirá por la tarde en La Zarzuela a los presidentes de las cámaras de representantes y de consejeros del reino de Marruecos. Es probable que mañana por la mañana también tenga alguna actividad y que el ingreso hospitalario se produzca por la tarde.

El Hospital Universitario Quirón pertenece al Grupo Quirón, al que don Juan Carlos, de 75 años, ha recurrido en anteriores ocasiones. El centro dispone, según su página web, de “133 habitaciones individuales y 57 suites exteriores, decoradas con exquisito gusto, que están ideadas para que tanto el paciente como los familiares que le acompañan se sientan como en casa”. Dispone de 21 quirófanos y está situado en la localidad de Pozuelo de Alarcón (noroeste de Madrid). El líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, aseguró anoche en el programa El Objetivo,de La Sexta, que él preferiría “que el Rey se hubiera ido a un hospital público”.

En el Hospital Universitario Quirón también fue ingresado, en abril de 2012, el nieto mayor del Rey, Felipe Juan Froilán, tras dispararse accidentalmente en un pie con una escopeta de caza cuando realizaba prácticas de tiro, acompañado por su padre, Jaime de Marichalar, en Soria. El hijo mayor de la infanta Elena tenía entonces 13 años y fue dado de alta una semana después.

Esta será la quinta intervención del Rey en apenas año y medio y la cuarta en la cadera. El motivo, en este caso, es una infección en el tejido que rodea la prótesis que el doctor Ángel Villamor le colocó en el hospital Quirón San José (del mismo grupo, pero en el centro de la capital) en noviembre del año pasado.

Tras la intervención quirúrgica, el Rey pasará entre cuatro y siete días hospitalizado, según estimó el viernes el cirujano que dirigirá la operación. Miguel Cabanela es jefe de cirugía reconstructiva en la Clínica Mayo, en Rochester (Minnesota, EE UU), donde lleva trabajando más de 40 años. La Casa del Rey le llamó a principios de septiembre, cuando don Juan Carlos empezó a tener dolores en la cadera y pierna izquierdas, para consultarle. Cabanela se desplazó a Madrid y tras realizar varias pruebas al Monarca durante toda la semana pasada, concluyó que el motivo de los dolores era una infección en el tejido que rodea a la prótesis que lleva en la cadera izquierda y que había que intervenirle de nuevo.

Cabanela explicó que una vez “abran” sabrán si lo más conveniente es realizar la operación en una o dos fases, es decir, si primero se le coloca al Rey una prótesis provisional recubierta de antibiótico para sustituirla por otra permanente en una segunda intervención; o si no es necesario y pueden colocar la prótesis definitiva de una vez. Si se hace en dos fases, el porcentaje de éxito es de entre el 92% y el 94% y si es en una, aún mayor, según el cirujano.

Tras la intervención, don Juan Carlos necesitará antibiótico intravenoso entre las primeras cuatro o seis semanas, “lo que le tendrá más atado a casa”, según Cabanela. A partir de las seis semanas “su capacidad motora será mucho mayor”, aunque advirtió de que caminar normalmente le llevará “más tiempo”. Esta nueva intervención pone en duda la asistencia del Rey a dos importantes citas: la Fiesta Nacional del Doce de Octubre y la Cumbre Iberoamericana, en Panamá, el 18 y 19 del mismo mes.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información