_
_
_
_

Las claves de la reforma de Gallardón

La oposición recurrirá la nueva ley ante el Constitucional por la intromisión política en la Justicia

El Pleno del Congreso ha puesto hoy punto y final a la tramitación parlamentaria de la reforma del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), con la inclusión de la polémica figura del vicepresidente del Tribunal Supremo y el anuncio de la oposición de recurrir la norma ante Tribunal Constitucional (TC).

A falta de la votación final, el proyecto de ley orgánica que modifica la estructura y el funcionamiento del órgano de gobierno de los jueces ha culminado un largo proceso parlamentario ante el rechazo en bloque de la oposición, que ha lamentado que el Gobierno haya conseguido su objetivo de convertir el Consejo "en una delegación del ministerio al servicio del Ejecutivo".

“La reforma permitirá la inmediata renovación del Consejo, al día siguiente de la entrada en vigor de la ley”, se ha vanagloriado ante el Congreso Leopoldo Barrera, portavoz del grupo popular en Justicia, al final del debate sobre la reforma del CGPJ en el que el resto de partidos ha mostrado su rechazo. Ha anunciado que el PP aprobará la reforma, que presentó como una medida urgente para salir del “bloqueo” en la toma de decisiones del órgano. El PP se ha vuelto a quedar solo ante una oposición que le acusa de querer "intimidar" a los jueces "incómodos" en casos de corrupción.

Estos son los puntos más polémicos de la reforma:

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

 

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_