Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP rompe el pacto de Gobierno con la Coalición Canaria

Los populares se distancian de Rivero ante las próximas elecciones de 2011

El candidato del PP a la Comunidad Canaria, José Manuel Soria. Ampliar foto
El candidato del PP a la Comunidad Canaria, José Manuel Soria.

José Manuel Soria, líder del PP de Canarias, ha elaborado, como vicepresidente económico, los Presupuestos de esta comunidad. Pero, según anunció ayer, dejará el Gobierno canario inmediatamente después de presentar esas cuentas, que su partido apoyará en cualquier caso. Es la consecuencia del pacto que Coalición Canaria, socia del PP en las islas, ha alcanzado con el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. Como sucedió en 2005, el PP abandona el Gobierno canario. Esta vez lo hace a unos meses de las elecciones, previstas para mayo de 2011. Después, como sucedió en 2007, podría volver el acuerdo.

Aún así, la decisión no ha sido fácil de tomar. De hecho, este mismo sábado, cuando ya se conocía el acuerdo de CC con el PSOE, el propio Soria lo criticó, pero sin palabras gruesas. En la interparlamentaria del PP en Gran Canaria, a la que asistió Mariano Rajoy, nadie avanzó esta posibilidad de ruptura, más bien todo lo contrario.

Ha sido la dirección nacional, que cree incongruente apoyar a Coalición Canaria mientras centra toda su estrategia en criticar el pacto para los Presupuestos en Madrid, quien más ha empujado a esta ruptura. Rajoy habló con Soria para consensuar la decisión definitiva. El desencuentro del líder del PP canario con Paulino Rivero, el presidente autonómico, que no le ha tenido al tanto de las negociaciones con el PSOE, ha hecho el resto.

Aún así, según diversas fuentes, en la reunión interna del PP canario de ayer varios dirigentes mostraron sus dudas de que sea conveniente dejar un trampolín como el Gobierno regional -con cuatro consejeros- antes de enfrentarse a unas elecciones en las que los populares quieren superar a CC. El PSOE, el primer partido de las islas, que se quedó en la oposición, podría beneficiarse de esta decisión, señalaban algunos dirigentes. El PP perderá poder y puestos, sobre todo de cargos intermedios. Al final, Soria sacó adelante su decisión y ni siquiera se votó, con lo que la oposición fue limitada.

El apoyo de CC a los Presupuestos es "una decisión muy negativa para España y para Canarias", aseguró Soria, por lo que no queda otro remedio que "dar por roto el pacto de gobierno con CC". Sin embargo, como destacó el PSOE canario, CC ya apoyó las cuentas en 2009 y el PP no decidió romper el Gobierno.

"Lo que se ha acordado y nada, es lo mismo, porque tanto las políticas de empleo como las bonificaciones a la Seguridad Social ya están funcionando en Canarias desde la época en que Mariano Rajoy era ministro de Administraciones Públicas, en 1997", indicó Soria.

Por otra parte, en otro tema clave del acuerdo, la demarcación de las aguas territoriales en el archipiélago, una de las piedras de toque de Rivero, fue tildada de absurdo por parte de Soria, quien argumentó: "Las aguas internacionales no son las mismas que las territoriales, y estas últimas ya están reguladas porque se sitúan entre islas y son españolas. La única fórmula de renombrarlas es que Canarias sea un Estado y, que yo sepa, en el encuentro con Zapatero no se negoció esa cuestión". Soria anunció en cualquier caso que el PP no hará una "separación traumática" del Gobierno.