_
_
_
_

La mujer que ganó un juicio a Trump por abuso sexual pide nuevos daños por las descalificaciones del republicano

E. Jean Carroll solicita modificar la demanda por difamación, por la que fue condenado a pagarle tres millones de dólares, tras criticarla en la CNN

María Antonia Sánchez-Vallejo
E. Jean Carroll con su equipo legal y, a su derecha, Roberta Kaplan, el 9 de mayo en Nueva York.
E. Jean Carroll con su equipo legal y, a su derecha, Roberta Kaplan, el 9 de mayo en Nueva York.DAVID DEE DELGADO (REUTERS)

E. Jean Carroll, la escritora que sentó a Donald Trump en el banquillo de los acusados por presuntamente violarla en el probador de unos grandes almacenes en 1996, ha solicitado este lunes una cantidad adicional “muy sustancial” a los cinco millones de dólares que debe pagarle el magnate, en respuesta a los insultos de este en un programa de la CNN justo un día después de que ella ganara el caso, que se instruyó por la vía civil, no penal.

Carroll aspira a ser resarcida de nuevos daños por los comentarios del expresidente Donald Trump en la cadena de información continua tras ser este declarado culpable de abuso sexual y difamación, cargos por los que fue condenado a indemnizar a la escritora y excolumnista con cinco millones de dólares (dos por el abuso y tres por difamarla). La abogada de Carroll, Roberta Kaplan, ha presentado este lunes una enmienda de la demanda por difamación, por los repetidos desmentidos de Trump sobre lo sucedido en el probador de la tienda.

“Las declaraciones difamatorias de Trump posteriores al veredicto [el 10 de mayo] muestran el alcance de su malicia hacia Carroll, ya que es difícil imaginar una conducta difamatoria que pudiera estar más motivada por el odio, la mala voluntad o el rencor”, han escrito sus abogados. “Esta conducta respalda una muy sustancial indemnización punitiva”, es decir, por daños y perjuicios. En una carta separada al juez, Kaplan reveló que Trump ha amenazado con presentar una demanda contra Carroll “en represalia y posiblemente para buscar sanciones”.

Tras el veredicto unánime del jurado popular, formado por seis hombres y tres mujeres, un jurado federal de Manhattan determinó el 9 de mayo que Trump abusó sexualmente de Carroll en el probador de los almacenes de Manhattan y luego la difamó, mintiendo sobre lo sucedido, en octubre de 2022. Trump ha apelado el veredicto y calificado las acusaciones de Carroll de “completa estafa”.

Este lunes, el equipo de abogados de Carroll capitaneado por Kaplan, otra de las vencedoras del litigio por ganar un caso tan añejo -que pudo salir adelante gracias a una ley de Nueva York para denunciar delitos sexuales aunque hayan prescrito-, señaló las publicaciones de Trump en su red, Truth Social, en las que el pasado octubre calificó el veredicto de “vergüenza”, así como las descalificaciones a Carroll en la CNN, para argumentar que se le debe permitir modificar su demanda anterior, que sostiene que Trump la difamó al negar el incidente en unos comentarios, también en redes sociales, de 2019, mientras era presidente.

La demanda presentada este lunes es una actuación separada de la que Carroll presentó en 2019 contra el entonces presidente. Esta se refería a los comentarios que el republicano hizo entonces, poco después de revelar la escritora en un libro que la había violado en un vestidor de una tienda de lujo de Manhattan a mediados de la década de 1990. Esa demanda había sido desviada por apelaciones, pero sigue pendiente, si bien en su día se dio por muerta en los cauces legales. La demanda que sí prosperó fue la presentada el año pasado gracias a la nueva ley neoyorquina.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Trump, el candidato republicano mejor situado en las primarias republicanas de cara a las presidenciales de 2024, utilizó el altavoz concedido por la cadena televisiva CNN, que el 10 de mayo le dedicó un programa en horario de máxima audiencia, para arremeter contra la mujer, acusándola de haberse inventado la historia. A pesar de la existencia de una fotografía en la que aparecen juntos en la época del suceso, una imagen que fue mostrada repetidamente durante el juicio, Trump volvió a afirmar que nunca había conocido a Carroll, la llamó “chiflada” -también la calificó de enferma mental durante la instrucción del sumario- y dijo que el reciente juicio civil era “un acuerdo amañado” por motivaciones políticas, un ejemplo más de la incesante caza de brujas de la que denuncia ser objeto. La CNN recibió numerosas críticas por conceder tan amplio espacio y altavoz al republicano.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_