Congresistas opositores reúnen los apoyos para presentar una moción contra Pedro Castillo

Fujimori se suma a la propuesta, que cuenta con 43 firmas, aunque necesitaría 87 para deponer al presidente de Perú

Pedro Castillo, en septiembre de este año en Nueva York.
Pedro Castillo, en septiembre de este año en Nueva York.POOL (Reuters)

Congresistas opositores reunieron las firmas suficientes para presentar una moción de destitución contra el presidente de Perú, Pedro Castillo, por incapacidad moral permanente, aunque aún no la han tramitado. La propuesta necesita el respaldo de 26 congresistas y cuentan con 43, pero para que sea admitida a debate son necesarios 52 votos; y para deponer al mandatario, 87. La iniciativa de una parlamentaria de la formación conservadora Avanza País no logró los apoyos necesarios el jueves y generó el rechazo de la mesa directiva del Congreso, pero este viernes los representantes de su partido y del ultraderechista Renovación Popular decidieron sumarse. Después, la excandidata presidencial Keiko Fujimori, de Fuerza Popular, anunció que su bancada respaldaría la moción, aportando 24 apoyos más.

La llamada vacancia por permanente incapacidad moral es una figura prevista en la Constitución, aunque no especifica cómo determinar dicha condición en el jefe de Estado. Desde 2017, los congresistas utilizan el mecanismo como una forma de presión al Ejecutivo, ya que si reúnen los 87 votos echan al presidente sin más. En diciembre de 2017, el Parlamento manejado por el fujimorismo y sus aliados puso por primera vez contra las cuerdas al entonces mandatario Pedro Pablo Kuczynski, quien estaba bajo una investigación fiscal por el caso Odebrecht. En esa ocasión no lograron los votos suficientes, pero en marzo de 2018, sí. Kuczynski prefirió renunciar antes de que lo echaran. El vicepresidente Martín Vizcarra lo reemplazó.

En noviembre de 2020, bancadas que defendían intereses particulares -entre ellos los de sus líderes investigados por lavado de activos o corrupción- votaron por la vacancia de Vizcarra, tras la que asumió como gobernante interino Manuel Merino, quien hasta entonces había sido presidente del parlamento. La Fiscalía estaba investigando a Vizcarra por haber recibido sobornos cuando había sido gobernador regional de Moquegua en 2014.

El uso de la figura de la vacancia contra Vizcarra fue considerado ilegítimo por la mayoría de los peruanos, como demostraron las enormes protestas en todas las regiones contra Merino, quien tuvo que dejar el cargo después de seis días, a raíz de la violencia policial contra los manifestantes, que causó dos jóvenes muertos y más de 200 heridos.

La moción de vacancia preparada ahora por la congresista de Avanza País Patricia Chirinos sostiene que Castillo “ha mostrado su desprecio por el ordenamiento jurídico y el estado de derecho; incumpliendo por ejemplo el deber de transparentar las reuniones en Palacio de Gobierno, actuando de forma oculta, y sin rendir cuenta de los intereses que han actuado a su alrededor para la toma de decisiones”. El profesor y sindicalista de izquierda despachó los primeros cinco días de su mandato fuera del Palacio de Gobierno y, ante las críticas, rectificó.

En la sesión del pleno del jueves, Chirinos pidió a sus colegas que respaldaran su documento: “El presidente Castillo no solo padece de incapacidad moral, padece de incapacidad total para gobernar este país. Defendamos nuestra patria, por la patria se muere”. La parlamentaria es la tercera vicepresidenta del Congreso. El día anterior en el principal evento empresarial peruano -la Conferencia Anual de Ejecutivos-, la presidenta del Parlamento, María del Carmen Alva, había asegurado que “la vacancia” no estaba en la agenda de ese poder del Estado.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

La noche del jueves, la primera ministra Mirtha Vásquez envió una carta a Alva, rechazando la moción de Chirinos. “La inestabilidad política es un impedimento para avanzar en los objetivos del país. Llamamos a la Mesa Directiva y al Congreso a la responsabilidad política ante el pedido de vacancia que, sin mayor justificación, ha sido presentado por su vicepresidenta”, tuiteó Vásquez adjuntando la comunicación.

La hija mayor de Alberto Fujimori, quien enfrenta un proceso judicial por blanqueo de capitales y perdió las elecciones en segunda vuelta ante Castillo, tuiteó para dar por sentada la posición de su bancada. “En Fuerza Popular creemos que este Gobierno viene demostrando una permanente incapacidad para conducir el país. Por ese motivo, la bancada Fuerza Popular ha decidido firmar la moción de vacancia presidencial. El futuro del país no se debe someter a cálculos político, ni de votos. Se trata de principios y convicciones”, señaló Fujimori.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS