Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Malasia hace historia dando por primera vez la victoria electoral a la oposición

El nonagenario Mahathir Mohamad, primer ministro durante más de dos décadas, regresa al poder a sus 92 años

Mahathir Mohamad (centro), ganador de las elecciones, celebra la victoria con su equipo.
Mahathir Mohamad (centro), ganador de las elecciones, celebra la victoria con su equipo. REUTERS

Malasia ha hecho historia y ha dado carpetazo a más de seis décadas de gobierno ininterrumpido de la Organización Nacional de los Malayos Unidos (UMNO). Por primera vez desde su independencia , ha ganado la oposición y su líder, el nonagenario y ex primer ministro Mahathir Mohamad, se ha impuesto sobre Najib Razak, en el poder desde 2009, tras unas ajustadas elecciones que han puesto de manifiesto las divisiones y el deseo de cambio en el país asiático.

Después de una larga noche de espera, la Comisión Electoral de Malasia daba este jueves a Mahathir la victoria sobre las cinco de la mañana, hora local (21.00 GMT), confirmando que su coalición, Parakan Harapan (PH), superaba la mayoría de 112 escaños (sobre un total de 222) requeridos para formar Gobierno. Según medios alternativos locales como Malaysiakini, la coalición del nonagenario habría obtenido hasta 122 escaños; Barisan Nasional, la alianza gubernamental (en la que se integra UMNO), 79; PAS (Partido Islámico Pan-Malasia), 18; y otros partidos, tres.

"Quiero enfatizar que PH ha ganado una clara mayoría y tenemos derecho a formar Gobierno", ha reclamado un jubiloso Mahathir, de 92 años, en su primera conferencia de prensa tras el triunfo electoral. El veterano político, que se convertirá en el jefe de Gobierno más anciano del mundo, aspira a tomar posesión hoy mismo, pues según ha declarado ya cuenta con las firmas necesarias de los diputados. Falta, no obstante, el visto bueno del jefe de Estado, el rey Muhammad V. "Es un asunto apremiante. Si no se forma gobierno hoy, Malasia quedará ingobernada", ha dicho Mahathir.

Los resultados devuelven a Mahathir al gobierno 15 años después de que terminara su mandato de más de dos décadas (1981-2003), el más largo de la historia del país. Mahathir, antes en las filas del UMNO, decidió encabezar su propia coalición, Pakatan Harapan, para enfrentarse a Najib, en su día su discípulo, debido al escándalo de corrupción que estalló en 2015: unos 681 millones de dólares, de un total de 2.600 desfalcados del fondo estatal 1Malaysia Development Berhanrd (1MDB), acabaron supuestamente en cuentas privadas de Najib.

Mahathir se ha comprometido en delegar el poder dentro de dos años en Anwar Ibrahim, que cumple su segunda condena por sodomía, un delito en el país musulmán. La primera fue impuesta en 1999 cuando era viceprimer ministro del propio Mahathir y su popularidad aumentaba; la segunda, en 2015, después de avanzar posiciones frente a Najib como líder de la oposición en las elecciones de 2013. Se espera que Anwar sea liberado el 8 de junio con un perdón presidencial de cara a la sucesión.

“No queremos buscar venganza, solo restaurar el imperio de la ley”, ha asegurado también el veterano líder, que industrializó el país con puño de hierro sobre su mandato, en referencia a la posibilidad de procesar a Najib por su papel en el escándalo 1MDB. "Si la ley considera que ha hecho algo mal, entonces tendrá que enfrentarse a las consecuencias".

El hasta ahora primer ministro había comparecido poco antes también ante los medios, con semblante conmocionado. "Acepto el veredicto del pueblo. Me comprometo a respetar la democracia", declaró el hombre al que las encuestas consideraban que renovaría su mandato. Najib, no obstante, remarcó que ningún partido ha obtenido una victoria absoluta —PH no está constituida como una coalición formal— y tendrá que ser el rey quien tenga la palabra final.

Se estima que la generación Y —los menores de 40 años, casi la mitad de los cerca de 15 millones de votantes— ha sido clave en la victoria de Mahathir, que se dirigió con especial dedicación a los jóvenes durante su campaña.

Más información