Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EP Global BLOGS CRÓNICAS
INTERNACIONALES

Macron llama “deliciosa” a la mujer del primer ministro australiano

El presidente francés confundió "delicious" con "delightful", es decir, encantadora

La portada de 'The Daily Telegraph', que presenta a Emmanuel Macron como Pepe L'amour.
La portada de 'The Daily Telegraph', que presenta a Emmanuel Macron como Pepe L'amour. AP

El presidente francés, Emmanuel Macron, ha cometido un error de traducción en su visita a Australia al llamar "deliciosa" (delicious) a la esposa del primer ministro australiano, Malcolm TurnbullLucy. A la prensa australiana le ha encantado la anécdota e incluso algún periódico la ha llevado a portada. Macron se ha tomado con humor las bromas que ha suscitado su desliz.

Ayer miércoles, al término de una rueda de prensa conjunta poco antes de que acabara su visita oficial a Australia, Macron alabó en inglés la buena comida y el vino que había disfrutado en su viaje. "Gracias a ti y a tu deliciosa esposa por su cálida bienvenida", concluyó Macron antes de chocar la mano de Turnbull, que se mantuvo impertérrito a pesar del error en el calificativo.

El mandatario francés, que habla un inglés fluido, quiso decir encantadora, que sería delightful o lovely en inglés. Sin duda, Macron cayó en un false friends, es decir, palabras que se confunden por sonar similar en otro idioma, pero que tienen un significado diferente. En francés existe delicieux, que significa deliciosa, pero también encantadora.  

En inglés, delicious solo puede ser una comida, nunca una persona. En lenguaje coloquial, tiene además una connotación sexual. Sin embargo, en francés, al igual que en español, aunque se suele usar para calificar una comida, puede referirse también a una persona. 

El tabloide australiano Daily Telegraph ha hecho chanza del error con un montaje que, bajo el titular Presidente Pepe Le Pew, muestra a Macron chocando la mano con Turnbull con la cabeza y la cola del popular personaje animado de Looney Tunes, la mofeta que en España se conoce como Pepe L'Amour. "Ooh la la!", añade el tabloide para burlarse del "deliciosamente delicioso error de Macron".

"Un diario se burló y me hizo reír un montón, especialmente porque el personaje animado tiene acento francés", dijo Macron antes de partir hacia Nueva Caledonia, territorio francés del Pacífico que celebrará un referéndum de independencia en noviembre. El fotógrafo oficial de Macron publicó una foto del presidente riéndose de la primera página en la habitación de su hotel. 

Turnbull ha querido restar importancia al error al destacar que "Lucy estaba muy halagada". "Ella me ha pedido que diga que encontró el cumplido del presidente tan encantador como memorable", ha dicho el mandatario, según recoge el tabloide. "Fue una visita estupenda. El presidente Macron hechizó a Australia. Ciertamente nos encantó a todos", ha añadido Turnbull, para concluir: "Es un gran amigo de Australia".

El fallo también levantó revuelo en las redes sociales, donde pronto se popularizó la etiqueta #deliciouswife, con usuarios que calificaron el desliz como "papelón" o "perdido en la traducción", mientras que otros que criticaron el tono del presidente francés. "Tonterías. No hubo error de traducción. Simplemente viejo sexismo y ser francés ya no es excusa", ha dicho en Twitter el periodista y escritor Michael Balter

No es la primera vez que un comentario fuera de lugar ha eclipsado a los asuntos oficiales en una visita de Estado, aunque el de Macron haya sido no intencionadoEl año pasado, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, elogió a la primera dama francesa, Brigitte Macron, por estar en "tan buena forma".

El inglés del presidente francés se considera excelente. Una semana antes del desliz, se dirigió al Congreso de Estados Unidos y su discurso, con numerosos juegos de palabras y chistes, le valió una gran ovación y el elogio en las redes sociales. Aunque Macron habla mejor inglés que sus predecesores y a menudo usa el idioma en sus viajes al extranjero, su única experiencia de vivir en un país de habla inglesa fueron seis meses en la embajada de Francia en Nigeria. 

"I’m sorry for the time", dijo una vez Nicolas Sarkozy a Hillary Clinton. El entonces presidente francés se refería al tiempo meteorológico, weather en inglés y no timeFrançois Hollande también fue muy criticado por terminar una carta de felicitación a Barack Obama por su victoria electoral en 2008 con las palabras: "Friendly, François Hollande". Se trató de una traducción directa de amicalement, que significa cordiales saludos.

Síguenos en Twitter y en Flipboard

Más información