Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Corea del Sur y EE UU aplazan sus maniobras militares conjuntas durante los Juegos Olímpicos

Donald Trump acepta la oferta del presidente surcoreano de rebajar la tensión durante la cita deportiva

El presidente surcoreano, Moon Jae-in, durante su llamada con Trump.
El presidente surcoreano, Moon Jae-in, durante su llamada con Trump. Getty Images

No habrá maniobras militares de Estados Unidos y Corea del Sur mientras se celebren los próximos Juegos Olímpicos de Invierno. Donald Trump aceptó este jueves la propuesta de su homólogo surcoreano, Moon Jae-in, de aplazar los ejercicios entre ambos ejércitos hasta después de la cita deportiva para garantizar la seguridad de la misma. El anuncio se produce al tiempo que Seúl y Pyongyang han retomado sus vías de comunicación con el objetivo de discutir la participación de una delegación de Corea del Norte en los Juegos.

Trump y Moon tomaron la decisión durante una llamada telefónica, según detalló la oficina presidencial surcoreana. El presidente surcoreano le planteó que optar por esta vía "ayudaría enormemente a asegurar el éxito de los Juegos Olímpicos de Invierno de PyeongChang" y lo condicionó a que Corea del Norte "no lleve a cabo más provocaciones", en referencia a nuevos ensayos de armamento. La respuesta de Trump fue positiva e instó a Moon a comunicar a Corea del Norte que no habrá maniobras militares en la península coreana durante la cita.

Kim Jong-un abogó en su discurso de Año Nuevo por abrir conversaciones con Seúl sobre la posible participación de su país a la cita olímpica, algo que Corea del Sur había pedido en numerosas ocasiones y que Pyongyang ignoró de forma sistemática. El Ejecutivo de Moon dio la bienvenida al giro del líder norcoreano y propuso una reunión el próximo día 9 para discutir los detalles. El miércoles se restableció la vía telefónica intercoreana, pero hasta ahora el Norte no ha hecho referencia alguna a la oferta de Seúl.

El aplazamiento de los ejercicios militares conjuntos entre Corea del Sur y Estados Unidos podría ser un elemento crucial para que Corea del Norte envíe su delegación. Estos simulacros tienen carácter anual y los más numerosos, llamados "Foal Eagle" y "Key Resolve", acostumbran a llevarse a cabo durante el primer trimestre, reúnen a decenas de miles de efectivos y se alargan durante semanas. Pyongyang se toma estos ejercicios como un acto de guerra y acostumbra a responder a ellos con lanzamientos de misiles balísticos. Incluso antes de que Corea del Norte mostrara su interés en participar en la competición, Seúl ya había pedido que este año no se hicieran coincidir las maniobras con los Juegos para garantizar que estos se pudieran celebrar sin las amenazas del país vecino.

Los Juegos Olímpicos de Invierno de PyeongChang, un condado situado a apenas 70 kilómetros de la frontera entre las dos Coreas, se celebrarán del 9 al 25 de febrero. Los Paralímpicos tendrán lugar más tarde, del 9 al 18 de marzo.

Más información