Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Guatemala acusa al Ejército de Belice de asesinar a población civil desarmada

Un adolescente guatemalteco murió el miércoles en extrañas circunstancias a manos de tropas beliceñas

Soldados guatemaltecos en la frontera con Belice
Soldados guatemaltecos en la frontera con Belice EFE

El Ministerio de Exteriores de Guatemala emitió este viernes un comunicado en el cual desmiente con rotundidad la versión del gobierno beliceño, que justifica la muerte de un adolescente a un previo ataque desde este país. “(El ataque) no fue en defensa propia. El Ejército de Belice es el único en la región que dispara contra civiles desarmados, y desde 1999 ha matado a 10 guatemaltecos”, se lee en el comunicado. En breves declaraciones, el viceministro de Exteriores, Carlos Raúl Morales, dijo que el cuerpo del menor presentaba ocho impactos de bala de un calibre de uso exclusivo militar. Cuatro de ellos impactaron en su espalda. También descartó que los campesinos portaran ningún tipo de armas.

El miércoles 20, en un incidente todavía no esclarecido, el Ejército de Belice mató a un adolescente guatemalteco de 13 años, y dejó heridos a su padre, de 48, y a un hermano de la víctima, de 16. Los tres, campesinos de la región que desde siempre han utilizado la zona como un lugar para buscar leña o frutas y vegetales que complementen su dieta, sin tener conciencia plena de que hay una frontera, política, no sociológica, que no deben traspasar. Lo mismo ocurre con muchos beliceños que atraviesan a diario hacia territorio guatemalteco.

Al conocerse el hecho, el Gobierno de Guatemala movilizó a la zona un contingente de 3.000 soldados, la mayoría de ellos kailbiles, sus tropas de élite. En palabras del ministro de Defensa, Williams Mansilla, “es una medida disuasoria para evitar hechos lamentables". El Gobierno de Belice ha hecho lo propio y ha concentrado tropas en la zona.

OEA insta a las partes a redoblar esfuerzos para solucionar el conflicto

“Esta medida es una insensatez”, dijo a EL PAÍS Edgar Gutiérrez, ex ministro de Exteriores. “Es también imprudente cuando existen los mecanismos para evitar que este tipo de crisis no deriven en una escala de tensiones y se puedan investigar los hechos”, añade. El ex canciller señala la necesidad de que esa averiguación se realice por entidades neutrales, para que se pueda establecer exactamente qué ocurrió. “Es la Secretaría General de la Organización de Estados Americanos (OEA), que históricamente ha tramitado el diferendo”. “El haber movilizado tropas”, reitera, “transforma innecesariamente un conflicto de carácter diplomático en uno de índole militar”.

Al filo del mediodía del jueves, el organismo continental emitió un comunicado en el que “repudia” la muerte del adolescente e insta a las partes “a redoblar los esfuerzos para instaurar una paz duradera” en esa zona conflictiva. Anuncia que, a solicitud de las partes, “investigará el incidente” y, concluida la pesquisa, “remitirá el informe con sus resultados a ambas cancillerías, para las acciones pertinentes.

En el interin, el presidente en Funciones (Jimmy Morales está fuera de Guatemala), el vicemandatario, Jafet Cabrera, anunció que pediría a organizaciones humanitarias un estudio de lo ocurrido, extremo que, a juzgar de analistas que han expresado su opinión a través de redes sociales o en tertulias radiofónicas, demuestra la bisoñez de los gobernantes, que no están enterados del manejo de la política exterior del país.