Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ISIS se atribuye la explosión de un coche bomba sin víctimas en Riad

El grupo terrorista declaró la guerra a Arabia Saudí el pasado diciembre

El autodenominado Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés) se ha atribuido este lunes la explosión de un coche bomba en Riad. El incidente, que solo ha causado daños materiales, está siendo investigado por las autoridades. De confirmarse la autoría, sería la primera vez que ese grupo terrorista logra atentar en la capital saudí, aunque desde su aparición en 2014 ha causado varias decenas de muertos en ataques contra mezquitas chiíes en la Provincia Oriental y contra una aljama frecuentada por miembros de las fuerzas de seguridad en Abha, al suroeste del país.

Al parecer, un ciudadano ha llamado esta mañana a la policía para informar de que su coche había resultado dañado por una explosión cuando se encontraba aparcado frente a su domicilio en el barrio de Al Azizia, al sur de Riad. Según un portavoz policial citado por la agencia saudí de noticias, SPA, la detonación no ha producido víctimas, aunque algunos vehículos próximos han resultado afectados. La fuente en ningún caso ha mencionado que tuviera carácter terrorista.

Sin embargo, una agencia de noticias vinculada al ISIS ha asegurado a través de la red de mensajería Telegram que la explosión era fruto de una bomba lapa adherida al coche de un miembro de las fuerzas armadas saudíes, según el sitio de seguimiento del terrorismo SITE, citado por Reuters. El anuncio se produce apenas cuatro días después de que Riad anunciara que está dispuesto a participar con infantería si EE UU lanza una ofensiva terrestre contra el ISIS en Siria.

“El incidente está siendo investigado”, ha respondido el portavoz del Ministerio del Interior, el general Mansur al Turki, cuando EL PAÍS le ha preguntado por la reclamación del grupo terrorista.

El ISIS declaró la guerra a Arabia Saudí el pasado diciembre, a raíz de que el reino anunciara una alianza de 34 países islámicos para hacer frente a los yihadistas. Pero la guerra ya estaba en marcha. Desde principios de 2014, el Gobierno de Riad incluyó al ISIS en su lista de organizaciones terroristas y ha detenido a centenares de sus simpatizantes. Por su parte, las filiales locales del grupo se han responsabilizado de varios atentados en el país, el último de ellos el pasado 29 de enero contra una mezquita chií de Al Ahsa.

Hasta ahora, no obstante, las medidas policiales habían logrado impedir todos los intentos del ISIS por llevar a cabo una acción en Riad. El año pasado, evitaron un ataque suicida con un coche bomba contra la Embajada de Estados Unidos. Entonces, en una entrevista con esta enviada, Al Turki admitió que el ISIS “es ahora más activo que Al Qaeda en el reclutamiento”. Aunque la explosión de un coche en un aparcamiento no puede considerarse un atentado espectacular, resulta inquietante que los terroristas hayan podido burlar el cerco que protege la capital.

Más información